Alerta por brote de leishmaniasis

Organizaciones de salud del ámbito mundial, latinoamericano y nacional, están en Neiva acompañando a las autoridades departamentales en el control y erradicación del brote de Leishmaniasis Visceral que se registra en la ciudad. La enfermedad deja hasta el momento a siete menores de edad infectados. Organizaciones de salud del ámbito mundial, latinoamericano y nacional, están en Neiva acompañando a las autoridades departamentales en el control y erradicación del brote de Leishmaniasis Visceral que se registra en la ciudad. La enfermedad deja hasta el momento a siete menores de edad infectados. GINNA TATIANA PIRAGAUTA G. LA NACIÓN, NEIVA El brote de Leishmaniasis Visceral que se registra actualmente en Neiva, centró la atención de las autoridades mundiales, latinoamericanas y nacionales de la salud, en la prevención y control de la enfermedad que muta de acuerdo a las condiciones ambientales y sociales de la población residente. Hasta el momento se han registrado siete casos de contagio en menores de edad en las comunas Nueve, Ocho y 10, sin víctimas fatales. Actualmente dos pacientes reciben atención médica en el Hospital Universitario Hernando Moncaleano. Aunque la Leishmaniasis Visceral es una enfermedad selvática, se acopla fácilmente a las condiciones de vida urbanas, según Ana Nilce Elkhoury, médica brasilera, coordinadora del Programa de Leishmaniasis para las Américas de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y de la  Organización Panamericana de la salud (OPS). La bacterióloga sanitaria arribó a la ciudad para apoyar el proceso de capacitación sobre la enfermedad y el contagio a las autoridades médicas, institucionales y a la comunidad. “Estamos acá para conocer mejor la situación. Tenemos en Neiva un brote de Leishmaniasis Visceral. Es una preocupación grande y por eso vamos a hacer un plan estratégico, para realizar acciones integradas con la comunidad, que hacen parte de las áreas de transmisión”, manifestó la experta. Características Los síntomas principales de la enfermedad son fiebres altas constantes, asociados con bazo y molestias en el hígado. La palidez es también un síntoma de alerta. Medidas Ana Nilce Elkhoury manifestó que las prioridades de las entidades de salud son que se garantice el tratamiento médico a los pacientes, que la comunidad conozca la enfermedad y que sus líderes trabajen articuladamente con la Secretaría de Salud. “Se requiere identificar lo más pronto posible a las personas enfermas, remitirlas a un centro de salud y que tengan una atención médica integral. La identificación precoz genera atención adecuada. La mayor preocupación es evitar nuevos casos de contagio”, dijo Elkhoury. Para la médica brasilera, el actual brote puede generar un contagio constante durante dos años de Leishmaniasis Visceral, sino se identifican adecuadamente los casos y se controlan. “Se tiene que combatir igual que el dengue, requiere un control muy rápido. Hay que trabajar a medio y a largo plazo. El trabajo entre la comunidad y las autoridades sanitarias locales permitirá alcanzar el objetivo trazado de que ninguna persona fallezca por Leishmaniasis Visceral”, expresó. Enfermedad El equipo de expertos internacionales, colombianos y huilenses analizan el comportamiento de los vectores presentes en el área. “Los estudios realizados hasta ahora no permitieron establecer los focos, pero trabajamos para identificarlos”, dijo Elkhoury. La Leishmaniasis Visceral es una enfermedad compleja. Para establecer un área de transmisión se tienen que identificar los parásitos que circulan, así como los reservorios, que en este caso son los animales mamíferos que tienen los parásitos de manera natural. La experta brasileña manifestó que el control del vector de leishmaniasis se realiza impregnando en las paredes insecticidas especiales, que se activan en un tiempo posterior. Sin embargo, la efectividad radica en unas áreas específicas de transmisión y no en grandes extensiones. “Es una enfermedad reciente en la región. La comunidad tiene que participar de este proceso, para evitar la reproducción de los vectores. Se tienen que reconocer los reservorios, que son el principal foco de reproducción de la Leishmaniasis Visceral”, señaló. Focos Hay factores importantes que determinan la enfermedad, como los sociales, ambientales y climáticos, por lo que el  control es complejo. “La deforestación es uno de los factores determinantes, pero la enfermedad muta de acuerdo a las condiciones ambientales de cada localidad. No se comporta igual”, dijo la especialista. La coordinadora de la OMS aseguró que los perros mantienen a los parásitos de la leishmaniasis. Sin embargo, resaltó que los mamíferos no transmiten la enfermedad directamente a las personas u otros animales. La leishmaniasis requiere de un vector que lo realice. “Hoy el patrón de transmisión en Brasil es urbano y no rural. Su control es mucho más difícil. En Neiva la densidad poblacional es alta y tenemos además un número considerable de animales, reservorios del parásito. Los vectores tienen que ser erradicados muy bien. Es algo reciente, pero tiene la capacidad de adaptarse a áreas de escasa o abundante vegetación”, señaló. Trabajo articulado Nancy Sarabia, coordinadora del Centro Internacional de Investigación de Enfermedades (Cidein), dijo que la situación en Neiva se está aclarando y que el trabajo conjunto del personal de salud, comunidades e instituciones, permitirá manejar la situación adecuadamente. “La experiencia de la doctora Ana Nilce Elkhoury es fundamental, porque la Leishmaniasis Visceral se padece en el Brasil. Es una enfermedad con la que conviven. La experiencia en Neiva es esporádica, es sorprendente su aparición, por lo que su preparación es fundamental y permitirá evaluar la respuesta que se logró en la prevención”, aseguró. Nancy Sarabia sugirió además unificar los esfuerzos con los demás departamentos afectados en Colombia: Bolívar, la Costa Pacífica y el Tolima, para ayudar al control. “El acompañamiento del Instituto Nacional de Salud, del Ministerio de Salud, de la OPS y de la OMS, nos muestran que estamos enfrentando un problema de salud preocupante, que no podemos desconocer. Tenemos una epidemia de dengue y un brote de Leishmaniasis Visceral, simultáneamente en el Huila y en Neiva”, resaltó. La funcionaria expresó que la experiencia de los profesionales de otros países, permitirán reforzar el equipo técnico-científico, para darle a la comunidad la atención que se requiere y que el problema no se salga de las manos. “Sino lo hacemos de esta manera, podemos enfrentarnos a una situación más grave”, resaltó. Ministros atenderán la situación Emma Constanza Sastoque, secretaria de Salud Departamental, confirmó que el Ministerio de Salud programó una visita a Neiva para el miércoles 27 de julio, con los ministros de Colombia, Ecuador y Perú. “El objetivo de la reunión es implementar una estrategia educativa a largo plazo, que incluye una campaña de difusión masiva, para que las comunidades se prevengan frente al dengue y la leishmaniasis”, resaltó. La funcionaria dijo que el brote de dengue sigue presente en el Huila. “Han fallecido siete personas, según las pruebas realizadas por el INS. Cinco muertes se presentaron en Neiva, una en Timaná y otra en Campoalegre. Hasta al momento se registraron 3.570 personas infectadas”, expresó. La Organización Mundial de la Salud (OMS) y la Organización Panamericana de la Salud (OPS) emitieron una alerta en el Huila sobre la ampliación del contagio de dengue, por el aumento de la ola de calor, lo que facilita la circulación del vector. “Las personas tienen que entender que el dengue no se desaparece con la lluvia, sino que los focos de contagio están presentes en el hogar en la alberca, en el tanque o en cualquier recipiente donde se almacene inadecuadamente residuos de agua”, expresó. Sastoque aseguró que las secretarías de Salud de Neiva y del Huila se articularon para aunar esfuerzos y superar la crisis epidemiológica que atraviesa, garantizarle a la población el diseño de los protocolos para el control del medioambiente y vectorial, así como la formación pedagógica a los médicos de la región. “La atención a la población tiene que ser integral, en prevención, promoción y en el suministro de los fármacos que se requieran. Tenemos todos los equipos trabajando en las diferentes áreas para la comunidad”, expresó. Alerta por brote de leishmaniasis La secretaria de Salud de Neiva, Sandra Marcela Muñoz; Emma Constanza Sastoque, secretaria de Salud del Huila, Ana Nilce Elkhoury, coordinadora del Programa de Leishmaniasis de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y Nancy Sarabia, coordinadora del Centro Internacional de Investigación de Enfermedades (Cidein). Foto Sergio Reyes.

Comentarios