Foto: Caracol Radio. 

Esta la información de última hora que están analizando los altos mandos militares, luego que se conociera con información de inteligencia que Hernán Darío Velásquez, alias ‘El Paisa’, otrora jefe de la columna móvil ´Teófilo Forero’ se retiró del proceso de paz argumentando el incumplimiento del Gobierno Nacional.

De esta manera se confirmó el temor de muchas personas que en el paso han sido víctimas de sus actos sangrientos y que nunca creyeron en sus buenas intenciones de paz. Por ahora el Ministerio de Defensa no se ha pronunciado oficialmente sobre este hecho y de ser así, sería el principal objetivo de las Fuerzas Militares para dar de baja.

Tenía permiso

En un comunicado, la oficina del Alto Comisionado para la Paz, dijo al Periódico EL TIEMPO que “la gente del movimiento político de Farc puede salir de los espacios territoriales de capacitación, los cuales desde un comienzo, fueron diseñados para facilitar el proceso de desarme y el inicio de la reincorporación. El Gobierno tiene conocimiento de la salida de ‘El Paisa’”.

“Mañana hay una reunión, con funcionarios de la Oficina del Comisionado para la Paz (Oacp) y Agencia de Reincorporación y Normalización (ARN) para hacerle seguimiento a los proyectos productivos en esa zona”, puntualizó el comunicado.

Un gran prontuario

Alias ‘El Paisa’ creció en la ciudad de Medellín, Antioquia, en la época en que el capo del Cartel de Medellín, Pablo Escobar dio origen a una ola de violencia. Según algunas versiones, Velásquez habría pasado por una de sus escuelas de sicariato, pero no hay evidencia de dicha hipótesis. En 1989, fue capturado por las autoridades colombianas durante la “Operación Jamaica” con 1000 fusiles y 250 morteros de una red de tráfico de armas que manejaba. Tras quedar en libertad ingresa a la guerrilla de las FARC y rápidamente escala posiciones dentro de la organización.1​

Velásquez fue condenado a 40 años de prisión por el atentado terrorista contra el Club El Nogal en Bogotá que ocurrió el 7 de febrero de 2003. Las pruebas aportadas por un fiscal antiterrorismo demostraron la responsabilidad de Velásquez en los delitos de “terrorismo en concurso heterogéneo con homicidio agravado” y “fabricación, tráfico y porte de armas de fuego o municiones”.

Este temido guerrillero lideró junto a su lugarteniente y jefe de finanzas alias “James Patamala” a la Columna Móvil Teófilo Forero en sangrientas tomas guerrilleras a poblaciones en Colombia; como la Toma de Miraflores, en el departamento del Guaviare y la Toma de El Billar, en el departamento de Caquetá.​

El gobierno de Colombia lo ha responsabilizado de numerosos asesinatos, atentados y secuestros contra personalidades públicas y civiles; como el asesinato de Diego Turbay Cote y familia,​ el secuestro de los 12 diputados del Valle del Cauca (matando a 11), el secuestro de Gloria Polanco y sus hijos en el asalto al Edificio Miraflores de Neiva sumado el asesinato de su esposo Jaime Lozada.

También participó el secuestro del avión de la aerolínea Aires en pleno vuelo para secuestrar a Jorge Eduardo Géchem,​ varios Atentados contra Álvaro Uribe Vélez, ex gobernador de Antioquia y presidente de Colombia que incluyeron un atentado en la ciudad de Barranquilla y otro en la ciudad de Neiva.

En Bogotá, ordenó colocar una bomba al Club El Nogal dejando numerosos muertos, heridos y daños materiales. A la Columna Móvil Teófilo Forero bajo su mando también se le atribuyó el secuestro de contratistas estadounidenses en Colombia (liberados luego en la Operación Jaque), el atentado en Zona Rosa de Bogotá (2003),​ ordenar la Masacre de Concejales de Puerto Rico, Caquetá, la Masacre de Concejales de Rivera, Huila;​ y el asesinato de varios concejales como el de Rafael Bustos. Fue el autor intelectual del asesinato de Liliana Gaviria, hermana del ex presidente de Colombia César Gaviria y el secuestro y asesinato del gobernador del departamento de Caquetá, Luis Francisco Cuéllar.

Comentarios