Según la declaración de Gustavo Bell, el Gobierno Nacional está atento a continuar con las negociaciones de paz y reactivar el cese al fuego.

LA NACIÓN

El jefe negociador del Gobierno, Gustavo Bell, reiteró la voluntad del Gobierno colombiano de reactivar el cese al fuego; fue enfático en que persistirán en la búsqueda del fin del conflicto armado.

“La paz es indispensable para el futuro de los colombianos”, dijo Bell, en una alocución desde la Casa de Nariño. Sin embargo, el jefe de la delegación del Gobierno en la mesa de Quito, Ecuador, señaló que permanecerá en Bogotá, a la espera de instrucciones de Santos sobre el futuro de la negociación con el grupo guerrillero. El sábado se reunirá con Secretario General de las Naciones Unidas, António Guterres.

El jefe de la delegación oficial se reunió con el Presidente tras ser llamado a consultas. También, estuvieron presentes en la cita, los negociadores Alberto Fergusson, Angélika Rettberg y José Noé Ríos, y el Comisionado de Paz, Rodrigo Rivera.

Bell dijo que el mandato de la misión de verificación de la ONU, que coordinó el monitoreo del cese bilateral del fuego y de las hostilidades, terminó el pasado 9 de enero. Por lo tanto, de la reunión con Guterres dependerá si es posible alargar ese mandato en la eventualidad de que se pacte la prolongación o un nuevo cese con el Eln.

Así mismo, Bell reiteró la voluntad de paz del Gobierno Nacional y agregó que deplora la reanudación de acciones ofensivas por parte del Eln; “condenamos el asesinato del soldado Luis Guillermo Ascencio Alape en Arauquita y el ataque al puesto de infantería de marina donde resultaron dos infantes heridos. Nuestra solidaridad está con sus familias. De igual manera lamentamos los ataques al oleoducto. Estas acciones son ante todo una afrenta contra las comunidades y contra el medio ambiente”.

 

 

 

 

Comentarios