Según Hernando Ruiz López, gerente de la Electrificadora del Huila, la generación de energía fue estigmatizada por culpa de El Quimbo.

JESÚS ANTONIO ROJAS SERRANO/LN

editorgeneral@lanacion.com.co

 

Quién creyó que la decisión de la Cam de no avalar la construcción de pequeñas centrales hidro-eléctricas en el municipio de Santa María iba a llevar a la Electrificadora del Huila a desistir de este tipo de proyectos, estaba equivocado.

El gerente, Hernando Ruiz López, deja claro que Electrohuila insistirá no sólo en las centrales hidro-eléctricas para Santa María sino que promoverá la rehabilitación de dos centrales en los municipios de Iquira y Garzón.

En este diálogo con LA NACIÓN, Ruiz López habla además de las denuncias de convertir Electrohuila en fortín político y de la reciente sanción del Ministerio de Trabajo por tercerización laboral.

 

¿Cuál es el panorama hoy por hoy de la Electrificadora del Huila?

Hemos presentado el proyecto al Comité financiero, que hace parte de la Junta Directiva, de distribución de utilidades del año 2017. El año pasado la empresa arrojó utilidades de $50 mil 200 millones, lo que nos ha permitido presentar a la consideración de la junta directiva y a la pre-asamblea que tendremos el próximo jueves en Bogotá, la solicitud de que nos permitan con parte de esos recursos financiar dos proyectos muy ambiciosos que tienen que ver, primero con la rehabilitación de las Pequeñas Centrales Hidroeléctricas, Pch, en Iquira y en Garzón. Esas dos Pch, como hace unos días LA NACIÓN las mostró, llevan varios años sin que se les haga el respectivo mantenimiento y eso ha llevado a que la producción de energía se haya disminuido notablemente. Por eso, vamos a hacerle una rehabilitación para volver a la producción de cinco megavatios/hora que está muy cerca de su capacidad teórica máxima que es cerca de 6 megas. Este proyecto de rehabilitación para generación eléctrica lo vamos a complementar con un proyecto de parque solar, es decir, generación fotovoltaica pero en gran extensión, no localizada, sino en una extensión que para este caso ocuparía cerca de 20 hectáreas para la producción de 10 megavatios/hora. En la medida en que hoy el Comité financiero pre-aprobó esa propuesta nuestra y en la medida que lo haga también la Asamblea General de Accionistas estaríamos contando con proyectos que podríamos optimizar a la vuelta de entre 18 y 22 meses. Por lo demás, ya estamos en Ley de Garantías, el proceso de contratación este año se interrumpe. Cuando se reanude el estado normal de la contratación, seguramente, ya vamos a tener buena parte de la tarea adelantada.

Precisamente, hablando de las Pch, ¿Cómo recibió que la Cam le negara la licencia ambiental a las Pch en el municipio de Santa María?

Lo de las Pch de Santa María se veía venir desde hace mucho rato. Lo que pasa es que Electrohuila llegó a tener parte de la Junta Directiva hace cinco años aprobados 40 mil millones de pesos para ejecutar las Pch de Santa María, que son dos pequeñas centrales hidroeléctricas, esta no tan pequeña porque estamos hablando de una sobre el cauce del río Bache y otra más abajo del Socorro, pero ambas en jurisdicción de Santa María, entre las dos iban a generar 23 megas. Pienso que se cometieron algunos errores sobre todo en la socialización del proyecto, no hubo suficiente interacción con la comunidad y justamente en esos años comenzaron los problemas de El Quimbo, lo que llevó a que finalmente la comunidad huilense haya estado muy cerrada al tema de generar energía aprovechando los caudales de los ríos.

¿Cree que por culpa de El Quimbo, se estigmatizó la generación de energía en el Huila?

Sí claro, sin duda, el Huila está sufriendo una reacción social que yo diría que es justificada pero irracional e inadecuada. El Huila está desperdiciando su potencial energético, que es bastante grande. Como será que el Huila cuando elaboró su agenda de competitividad puso la generación de energía propia como una de sus apuestas productivas y no se ha cumplido, digo propia porque con las Pch intervienen recursos de Electrohuila o de los municipios, es energía que nos pertenecería. La energía que producen El Quimbo y Betania no nos pertenece en absoluto. El Huila no produce un solo kilovatio donde se diga que el departamento o un municipio es dueño de ese kilovatio. Cada kilovatio que se produce en El Quimbo y en Betania le pertenece a Emgesa, que es una trasnacional que no es colombiana. No producimos energía pero dejamos que otros la produzcan aquí. Pero, ese maltrato que recibió el departamento por el tema Quimbo ha generado una reacción social que se vuelve una plataforma política y estamos seguros que esa situación ha repercutido en el rigor con el que la Cam examinó los proyectos de Santa María y lo que ha llevado a que se haga muy difícil conseguir la licencia ambiental. La Cam señala que hay algunas incorrecciones, expertos me dicen que más que incorrecciones, en la Cam han puesto la vara más alta, es decir, exigencias más altas pensando en la reacción social.

“Como será que el Huila cuando elaboró su agenda de competitividad puso la generación de energía propia como una de sus apuestas productivas y no se ha cumplido”

El gerente de la Electrificadora del Huila, Hernando Ruiz López, en entrevista con el Editor General del Grupo Informativo LA NACIÓN, Jesús Antonio Rojas Serrano

Gerente, ¿Van a insistir o ya abortan el proyecto?

Vamos a insistir, empezando por la comunidad. Ya con el alcalde de Santa María, Norberto Castro, y lo invité, vino con el alcalde de Yaguará porque él es conocedor de los beneficios que para un municipio tiene un proyectos de estos. Aunque el proyecto está en Íquira, en realidad, esa obra del Pch que tenemos allá lo que hace es desviar parte del caudal de río por una tubería para hacerle presión, luego llega a unas turbinas donde se genera la energía eléctrica y vuelve el agua al río, pero en esa desviación el agua permite destinar parte del líquido  a un distrito de riego que hay en Yaguará y más abajo una desviación que prácticamente es el acueducto de Yaguará. El alcalde de Yaguará le hacía ver esas bondades al alcalde de Santa María, que el proyecto no es solamente generar energía, que ya de por sí es bueno porque van a tener regalías, empleo para su gente, inversiones en materia de reforestación de la cuenca. Pensamos con el alcalde en compensar a la comunidad de Santa María terminando los proyectos de electrificación en la zona rural. Por donde uno le mire no encuentra cuál es el perjuicio que le va a producir a la comunidad. Hay una líder indígena de la región que le dice a su gente que no permitan que el proyecto se haga porque después de que se produzca energía el agua al salir otra vez al río sale muerta, es una demostración de ignorancia pero uno no sabe si es una forma de manejar a la comunidad.

Cambiemos de tema. Para nadie es un secreto su cercanía con el senador Hernán Andrade. ¿Qué opina de las denuncias de los congresistas Ernesto Macías y Álvaro Hernán Prada de que la Electrificadora se convirtió en un fortín político de cara a estas elecciones a Congreso?

Yo digo que la realidad política del departamento es la que es, es decir, hay unos representantes del Congreso que tienen influencia en las decisiones a nivel nacional y que seguramente parte de esas decisiones han tenido que ver con lo que hoy es el esquema político-administrativo del departamento, negar eso es absurdo porque así funciona la política y la administración pública en Colombia y en el mundo. Respecto a que una entidad se pueda convertir en financiadora de campañas para eso están las ‘ías’, para que investiguen en qué forma se está haciendo la contratación. Yo creo que Electrohuila, no solamente en esta época sino que mucho tiempo atrás, ha dado muestras de que es una empresa con una alta eficiencia en ese punto, de tal manera que Electrohuila es hoy en día la empresa del Estado que es de mostrar, la que genera las mayores rentabilidades a la Nación como socio principal, pero también al Departamento y Municipios. Lo que yo veo como normal es que los candidatos en estas épocas presenten como discurso de campaña que les están haciendo contrapeso por vías no regulares y a veces ese discurso de denuncia y reclamo cala en algunas personas.

“Respecto a que una entidad se pueda convertir en financiadora de campañas para eso están las ‘ías’, para que investiguen en qué forma se está haciendo la contratación”

Álvaro Hernán Prada está denunciando un caso concreto: que usted le dio un puesto a la novia a Jorge ‘Tito’ Murcia, quien hace parte de la lista conservadora a la Cámara, ¿Es cierto?

Ella cumple con todas las condiciones de perfil que exige la compañía y eso no tiene discusión. Además, yo no estoy obligado a saber si ellos son novios. Lo que yo sé es que no tienen ningún vínculo familiar, ella no estaría inhabilitada por consanguinidad que sería lo que la Ley tendría que revisar. Uno encuentra permanentemente en la administración pública personas que tienen alguna cercanía o alguna amistad o afectos y esa parte ya resulta muy complicada de vigilar desde la óptica de una gerencia, pero de ahí a afirmar que ella puede violar los estatutos de contratación de la compañía para favorecer a una candidatura ya es diferente.

Un tema más gerente. El Ministerio de Trabajo sancionó recientemente a la Electrificadora del Huila por tercerización laboral. Es una multa multi-millonaria. ¿En qué van las cosas?

Esto obedece a una denuncia presentada por Sintraelecol que venía andando desde hace varios años. Cuando yo llegué hace año y medio ya estaba bastante avanzado el tema y estábamos esperando el pronunciamiento de la oficina del Ministerio del Trabajo en el Huila. Ellos tienen libertad, con plena autonomía, para definir una situación de estas pero el ente que resulta afectado por una decisión de una oficina regional puede recurrir y apelar ante el Ministerio a nivel nacional. Nosotros estamos en la etapa de recurso ante el Ministerio en el Huila en espera de una posición definitiva y con todo listo para una apelación a nivel nacional. El sindicato consideró que la administración estaba contratando servicios de terceros en ciertas actividades misionales  que podían ser atendidas por personal de planta y en este punto hay una discusión a nivel nacional porque no es el caso solo de Electrohuila sino también de la Electrificadora en Santander. Las empresas cuando han demostrado con argumentos, han logrado desvirtuar la pretensión de formalizar. Sin embargo, la administración que yo represento tenemos el propósito de demostrar que convendría a los intereses de la compañía formalizar varias de las actividades que hoy en día están tercerizadas. Aquí ya lo hemos hecho en tres o cuatro casos, lo que pasa es que esos equipos de trabajo para ser plenamente formalizados necesitamos que la Junta Directiva nos autorice una ampliación de la planta de personal.

¿No están temerosos de que al quedar en firme la sanción pueda impactar severamente las finanzas de la Electrificadora?

Si llega una sanción de estas de tres mil o cuatro mil millones de pesos nos puede pegar fuerte, aunque estamos hablando de utilidades de 50 mil pero no se trata de eso. Hemos hablado con empresas que han tenido situación similar, aquí internamente hemos examinado el caso y yo estoy muy confiado en que el resultado será que la sanción no va quedar en firme, entre otras cosas porque esta administración ha demostrado su vocación de formalizar una serie de tareas y no estamos actuando en contravía de lo que el Ministerio quiere.

“Esta administración ha demostrado su vocación de formalizar una serie de tareas y no estamos actuando en contravía de lo que el Ministerio quiere”

Finalmente y le hago la pregunta del millón, ¿Es cierto que la energía que pagamos los huilenses es la más cara del país?

¿Es cierto que la energía que pagamos los huilenses es muy cara frente a otras regiones del país?

Eso no es cierto, ese es uno de los mitos más comunes en el Huila, pero no solamente acá. En todas las regiones la gente se queja de que pagan la energía más cara del país, es una especie de muletilla nacional. XM, que es la autoridad encargada de hacer la distribución de energía, saca mensualmente una estadística que nos la manda a los distribuidores. Somos 26 distribuidores de energía y Electrohuila en materia de tarifas siempre está en el puesto décimo hacía arriba, suponiendo que la tabla la hacen de menor valor a mayor valor. La tarifa más barata del país la tiene Electricaribe y la más cara la compran los usuarios de Caquetá, Nariño, Meta y Putumayo.

Comentarios