Los potreros se han inundado por el aumento del caudal de los ríos.

Autoridades de gobierno y organismos de socorro están en máxima alerta por incremento de lluvias en el departamento del Caquetá. En la última semana diez municipios han registrado emergencias por esta calamidad a causa del invierno. Actualmente, los municipios de Puerto Rico, Valparaíso y Florencia son los que presentan más familias afectadas.

El delegado departamental de Bomberos en el Caquetá, el teniente William Álvarez, manifestó su preocupación frente a los hechos que se presentaron el pasado jueves después de casi 12 horas de continuas lluvias en toda la región. El socorrista afirmó que se están adelantando algunos trabajos con las unidades de Gestión del Riesgo municipales y con la departamental para generar estrategias en las que se apliquen los planes de contingencia de cada población y así poder prevenir calamidades naturales.

“Desde luego, la preocupación es eminente por el riesgo que se está presentando en todo el departamento con el desbordamiento de los principales afluentes que bañan a cada uno de los municipios. Las lluvias del jueves nos dejaron emergencias en por lo menos 10 poblaciones. Hay áreas urbanas y rurales afectadas debido a que varios ríos se salieron de su caudal y terminaron causando estragos principalmente en el municipio de Puerto Rico donde varias calles terminaron enlagunadas. En Florencia se presentaron varios deslizamientos, inundaciones de algunas viviendas por el colapso del alcantarillado y aumentos en el río Hacha, quebradas La Yuca, La Perdiz y la Sarna. Estamos adelantando trabajos permanentes en compañía de Gestión del Riesgo Departamental junto con los organismos de socorro de cada municipio para estar atentos a cualquier emergencias por culpa del invierno, el propósito es darle manejo a los planes de contingencias y proteger a los habitantes”, dijo Álvarez.

 

VÍAS AFECTADAS

Son más de diez las vías terciarias que han resultado afectadas por las lluvias. En municipios como Florencia, El Doncello, Solita, Valparaíso y San Vicente del Caguán, es en donde más vías hay con diferentes daños, en la mayoría hay perdida de la bancada.

El gobernador del departamento del Caquetá, Álvaro Pacheco Álvarez, dio directrices al Secretario de Infraestructura para atender de manera inmediata las emergencias viales que por culpa del fuerte invierno se vienen presentado en varios municipios, es así como a ya se han desplazado varias comisiones a sitios afectados por el invierno, uno de los primeros sectores beneficiados fue la vereda Bajo San Gil, en zona rural de Florencia, donde operarios y maquinaria pesada realizaron trabajos para retirar y habilitar la vía veredal luego que fuera taponada por un gran deslizamiento de roca y tierra el día anterior.

De la misma manera, el viernes en horas de la tarde, operarios y maquinaria pesada habilitaron el paso en los kilómetros 1 y 2, cerca de la Cárcel las Heliconias, en la vía San Martín donde se presentó la pérdida de la calzada por el desbordamiento de una quebrada. Así mismo y luego del fuerte aguacero en todo el departamento, campesinos del sector entre El Doncello y Río Negro reportaron el hundimiento de la vía hacia esa localidad, por el colapso de una alcantarilla.

Según el ingeniero Diego Ramírez, la maquinaria de Gestión del Riesgo y amarilla está lista para atender cualquier emergencia vial que se pueda presentar por la temporada de lluvias.

Se espera que para esta semana continúen los trabajos en diferentes poblaciones que han manifestado intervenciones en los ejes viales, lo que ha impedido el tráfico vehicular a varias veredas en donde son los mismos campesinos quienes han resultado afectados.

 

RIESGO DE COLAPSO

Bomberos con un geólogo de Gestión del Riesgo municipal de Florencia, realizaron la inspección a varias viviendas de la ciudad de Florencia donde estaría por registrarse una emergencia tras el posible colapso de por lo menos 20 casas que en menos de 24 horas han registrado enormes grietas en su infraestructura, esto ha hecho que familias enteras tengan que desocupar dichas viviendas para evitar tragedias.

“Es algo peligroso lo que se está presentando en el barrio Nueva Colombia-Sector A, son varias las viviendas que están por caerse, ya hemos tenido acompañamientos de Bomberos y de la Unidad de Riesgos Municipal que han dado las indicaciones correspondientes frentes a dicha situación”, afirmó un líder comunitario del sector.

Se espera que en el inicio de esta semana las autoridades de gobierno municipal se reúnan para tratar temas de prevención para mitigar los riesgos que se puedan seguir presentando en caso de que la ola invernal continúe.

Son varias las Vías afectadas por las lluvias.
En varios municipios se han registrado deslizamientos.
Diez municipios caqueteños han padecido el rigor del invierno.

 

 

 

 

 

 

 

Comentarios

Compartir
Artículo anteriorCuidado con la anorexia
Artículo siguienteCelebración