El volante Rafael Castillo, quedó al margen del Atlético Huila, al no pasar los exámenes médicos, que presentó el pasado lunes en la mañana cuando arribó a Neiva, con el objetivo de integrarse al equipo opita para la presente temporada del 2012. LA NACIÓN, NEIVA El volante Rafael Castillo, quedó al margen del Atlético Huila, al no pasar los exámenes médicos, que presentó el pasado lunes en la mañana cuando arribó a Neiva, con el objetivo de integrarse al equipo opita para la presente temporada del 2012. El jugador quien ratificó, que llegaba al Huila con nuevos objetivos al querer marcar muchos goles con la camiseta amarilla, registró una molestia que lo deja por fuera del equipo opita. “Hemos evaluado el reporte médico, porque el jugador llegó con una tendinitis que lo tendría al margen del equipo recuperándose durante varias semanas, algo que creemos que no podemos aceptar porque necesitamos que todos los jugadores estén en plenitud de condiciones para actuar desde el inicio del campeonato, así que hemos hablado con el jugador y le hemos dicho que no contaremos con sus servicios”, afirmó Felio García, presidente del Atlético Huila. Los directivos ante esta situación continúan en la búsqueda de un volante y dos delanteros quedando a la expectativa de definir la vinculación del jugador César Valoyes quien tiene una propuesta tentadora de China.

Comentarios