El geólogo Alberto Lobo-Guerrero Sanz indicó que en el Huila es necesario establecer incentivos para que multinacionales lleguen a potencializar la minería en el departamento. El geólogo Alberto Lobo-Guerrero Sanz indicó que en el Huila es necesario establecer incentivos para que multinacionales lleguen a potencializar la minería en el departamento. LA NACIÓN, NEIVA El Huila cuenta con yacimientos de metales preciosos como el estaño, cobre, oro, platino y diamantes, minería que si se empezara a explotar, le generaría millonarias regalías al departamento. Alberto Lobo-Guerrero Sanz, geólogo de la Universidad Nacional de Colombia y consultor de la empresa Logemin S.A., confirmó que el Huila es un departamento con un amplio potencial minero, sector que se encuentra subdesarrollado debido a la falta de interés de las multinacionales mineras que operan en Colombia. El experto, puntualizó que en el departamento tan sólo se ha posibilitado la explotación de calisas, rocas fosfóricas y petróleo, actividad que si bien ha posibilitado el desarrollo minero en la región, hasta el momento no le ha generado mayores ganancias económicas al Huila. “En el Huila hay mucho más que calisas, rocas fosfóricas y petróleo, hay una gran cantidad de minerales y metales que se encuentran en el territorio departamental y que no se han explotado hasta ahora. Según investigaciones recientes hay metales como estaño, cobre, oro, platino, diamantes, actividad que le podrían generar muchas regalías a los huilenses, pero por desconocimiento y por diversos factores, dicha producción permanece aún rezagada”, explicó Lobo-Guerrero Sanz. El geólogo expuso que Colombia comparte muchos aspectos con grandes distritos mineros del mundo y en Meta, Caquetá, Huila y Guaviare existen múltiples posibilidades de encontrar diamante, tierras raras, bauxita, rocas de enchape, materias primas para cerámica y vidrio, entre otros, elementos que tienen un amplio potencial comercial. Alternativas Según el geólogo, para impulsar la actividad minera en el departamento, es necesario que los gobiernos planten incentivos, de tal manera que el Huila sea una zona atractiva para la llegada de empresarios del sector, con la suficiente capacidad de impulsar la explotación minera en la región. “Yo pienso que con un esfuerzo organizado del Gobierno y de los empresarios privados, se pueden hacer exploraciones y montar nuevos proyectos mineros a mediana y gran escala en el departamento. Para ello es necesario divulgar el potencial minero del Huila, decirle al mundo que existen ciertos productos que no se conseguían antes y que son viables para explotar en la región, que hay yacimientos de diferentes metales y esto hará que las multinacionales pongan sus ojos en la región”, indicó. Asimismo, destacó que es necesario brindar mayor apoyo a las empresas locales que actualmente ejercen la actividad, de tal manera que el departamento potencialice su minería. “En minería hay mucho por hacer, pero para desarrollar realmente el sector minero en el departamento es necesario que se apoye con importantes inversiones en tecnología para la explotación y la transformación industrial, para que generen valor agregado en la región y aprovechar que el material minero que se explote pueda ser procesado y vendido a un mejor precio”, puntualizó. Actividad minera local De acuerdo con la Secretaría de Agricultura y Minería del Huila, en el departamento la producción minera se basa en la explotación de roca fosfórica, oro, mármoles, arcillas y gravilla, siendo los municipios de Aipe, Tesalia, Palermo, Santa María, Íquira, Nátaga y Teruel los principales en la producción. Por municipios y según el reporte de la Secretaría de Agricultura,  en Tesalia e Íquira se desarrolla la explotación de roca fosfórica y oro; en Palermo, Santa María y Teruel la minería se basa en la obtención de mármoles y gravilla, y en Aipe se destaca la producción de arcillas y en una menor proporción carbón. Minería informal Sobre la problemática que se presenta en algunas zonas del Huila, en donde se adelanta la minería de forma artesanal, Lobo-Guerrero Sanz indicó que es necesario que los gobiernos desarrollen un plan de formalización para que dichas personas ejerzan la actividad legalmente, lo que generaría nuevos puestos de trabajo. “Pienso que a los mineros informales hay que apoyarlos y darles asesoría técnica. Si a ellos se les ayuda para que se consoliden, se les incentiva para que se asocien y se les prestan los recursos económicos necesarios para que formalicen su operación, esas personas son unos empresarios en potencia que pueden generar mucho empleo en el país. Yo pienso que más que espantarlos deberían ayudarles a que se organicen y eduquen”, concluyó.

Comentarios