El ex presidente Ernesto Samper Pizano cuestiona los pronunciamientos del expresidente Álvaro Uribe y del exministro Álvaro Leyva sobre la gestión del presidente Juan Manuel Santos. El ex presidente Ernesto Samper Pizano cuestiona los pronunciamientos del expresidente Álvaro Uribe y del exministro Álvaro Leyva sobre la gestión del presidente Juan Manuel Santos. En entrevista con LA NACION, el ex mandatario asegura que el partido Liberal debe retomar sus raíces socialdemócratas. Carlos J. Murcia LA NACION, Bogotá “El Partido Liberal  no tiene una dirección legítima, porque aún están vigentes dos estatutos y por eso se debe dejar uno solo para que exista legitimidad”, aseguró el expresidente Ernesto Samper Pizano. Afirmó, en entrevista con LA NACION, que los liberales no pueden perder la visión social demócrata. También les hizo un llamado al exmandatario Álvaro Uribe y al exministro Álvaro Leyva para que dejen gobernar al Presidente de la República. ¿Cuál es su análisis de  la Reforma a la Justicia? Creo que va marchando, espero que las Cortes finalmente se sumen a este proceso, porque aunque la reforma tenga aspectos controvertibles, creo que es mejor que se maneje por medio de un consenso, y no a través de un conflicto. El hecho de que el Procurador no investigue a los congresistas A mí me parece sano, porque el Procurador no puede investigar a las personas que lo eligen. Se crea una especie de compatibilidad institucional, o se cambia la forma de elección del Procurador, y si no interviene el Congreso no hay ninguna dificultad, o se busca separar la investigación disciplinaria del Procurador para que tenga absoluta independencia, tanto en Congreso en elegirlo, como el Procurador de cumplir con sus funciones. ¿Y el hundimiento del artículo del fuero militar? Me parece una determinación lógica, el artículo como estaba incluidos en la reforma, era lo que se puede considerar un mico y el tratamiento que le quiere dar el Gobierno de que el Congreso se pronuncie de manera integral, sobre todo el problema de la Justicia Penal Militar, me parece que es el camino más adecuado. ¿A  la Reforma a la Justicia le están metiendo muchos artículos? No he seguido de cerca la evolución de la reforma, pero hay dos manera de acabar un proyecto de ley, o un proyecto de reforma constitucional en el Congreso: la una es el método del árbol de navidad que es colgarle tantas cosas que se cae, y la segunda es el método del chamizo que es quitarle tantas cosas que deja de ser interesante. Espero que no esté sucediendo lo mismo y que el Ministro de Justicia esté cumpliendo su papel. ¿A usted le gusta el tema de la legalización de la Droga? No es un problema que le guste a uno o no. El mundo está consciente de que la política actual, no está funcionando, lo que se debe es hacer un esfuerzo para encontrar una política alternativa, que sustituya la política prohibicionista. ¿Cuál fue su tesis planteada en el foro del Congreso? Entre algunas tesis, lo que sostengo es que la fumigación aérea de los cultivos ilícitos se tiene que acabar, lo digo con la autoridad que me da el haber mantenido esta política durante los años de mi gobierno, cuando era relativamente fácil la fumigación aérea porque se trataba de varias extensiones. Asimismo,  hoy estoy consciente de que Colombia debe rechazar esta medida y dejar de ser  el único país en el mundo donde hay aspersión aérea. ¿La Cumbre de las Américas fue un fracaso? Pienso que no, creo que la Cumbre fue muy buena. Ahora, si uno la mide si hubo 10 ó 12 puntos de conclusiones, pues esa es una manera de medir lo que eran antes las cumbres. Pero precisamente fue buena porque el tiempo que le dedicaron para hablar de los temas contenciosos como las drogas, la situación de Cuba, las Malvinas, fue un tiempo que no se los dedicaron a aprobar un documento que no hubiera tenido la misma relevancia.  Creo que hacia el futuro, estas cumbres van a tener que ser cumbres políticas, sobre temas políticos, porque qué sacamos con ir a hablar de lo que estamos de acuerdo si lo que necesitamos es hablar de lo que nos tiene divididos. De otro lado, ¿cómo está observando la presidencia del Partido Liberal  en manos de Simón Gaviria? La veo complicada, porque está vigente el debate sobre la legitimidad del Partido, la aplicación de los estatutos, de hecho hoy en día hay dos estatutos aparentemente vigentes dentro de la colectividad, no es una situación fácil. ¿Cree que se está improvisando en el Partido Liberal? Pienso que simple y sencillamente el Partido está atravesando por una división alrededor de una legitimidad que tiene que superarse rápidamente para que se pueda hablar de que hay una colectividad unificada. ¿Está tomado por una élite? No, yo no hablaría de que este tomado, creo que en este momento el Partido no tiene una dirección clara, porque no ha resuelto su problema interno de la vigencia de los estatutos, cuáles son los que están regulando el Partido, y si no están claros, pues no existe una dirección clara. ¿Cómo ve el tratamiento que le dan a Piedad Córdoba dentro del Partido? Piedad esta legítimamente abriendo su espacio, es un espacio que está hacia la izquierda del centro y éste es tan válido como el espacio de centro derecha, que están defendiendo otros voceros liberales, lo importante es que al final se encuentren. ¿Cuál es el trabajo que a usted le gustaría hacer dentro del Partido Liberal? Pues que no se extinga lo que podríamos llamar la inspiración social demócrata del Partido, porque se viene corriendo hacia la derecha en los últimos años y ha venido abandonando temas que pertenecen a una propuesta social demócrata como la salida política al conflicto armado, el modelo social de Desarrollo, la política multilateral. Yo reivindico esos temas, y cualquier liberal que esté de acuerdo que este debe ser el planteamiento básico tendrá mi apoyo. ¿Cómo ve usted la puja política entre el expresidente  Uribe y Juan Manuel Santos? Ya como mucho de los colombianos vemos esta pelea con aburrimiento, ya es hora de que el expresidente Uribe entienda que hay otro Presidente al frente de los destinos del país y que lo deje gobernar, que es lo que hemos hecho todos los expresidentes con nuestros sucesores. Finalmente, el tema de la paz, el exministro Álvaro Leyva dijo que el Presidente debería decirles la verdad a los colombianos: que no está interesado en buscar la paz. ¿Qué piensa? Esa es una opinión del doctor Álvaro Leyva  que es respetable, pero que él siempre ha estado buscando protagonismo en los temas de la paz y también respecto a él como al expresidente Uribe, sería interesante decirle que dejen gobernar al presidente Juan Manuel Santos.

Comentarios

comentarios