A paso lento avanzan las obras de reforzamiento estructural y construcción en el Hospital Universitario de Neiva. Los diseños realizados inicialmente para el Módulo Dos, no contaban con el deterioro en el que se encontró la estructura, sobre la cual es imposible edificar. Se esperan nuevos estudios para determinar la mejor solución. A paso lento avanzan las obras de reforzamiento estructural y construcción en el Hospital Universitario de Neiva. Los diseños realizados inicialmente para el Módulo Dos, no contaban con el deterioro en el que se encontró la estructura, sobre la cual es imposible edificar. Se esperan nuevos estudios para determinar la mejor solución. LA NACIÓN, NEIVA La entrega de las obras de reforzamiento estructural y construcción diez salas de cirugía en el Hospital Universitario de Neiva no se cumplirá en septiembre como estaba calculado. Una falla en los diseños iniciales retarda los trabajos en el Modulo Dos, donde se construirán diez salas de cirugía. La estructura actual no soporta los arreglos planteados. Un consultor externo analiza la solución más viable. Desde hace un mes las obras adelantas en el principal centro asistencial de Neiva se encuentran paralizadas. Al parecer una falla en los estudios y diseños previos sería la causa. La vieja edificación donde anteriormente se ubicaba ‘consulta externa’, no soporta la remodelación planteada. “Una vez iniciada la obra se encontró una estructura muy deteriorada sobre la cual no podemos trabajar”, indicó el ingeniero Jesús Ernesto Guzmán, asesor de infraestructura del hospital. Estudios Según el ingeniero, los estudios de sismoresistencia fueron realizados durante los años 2004 y 2005, tiempo en el cual se determinó intervenir la estructura y efectuar su reforzamiento. “Con base a estos resultados se plantearon los nuevos diseños del hospital, sin embargo, en el año 2010 se presentó un cambio en la normatividad sísmica a nivel nacional, por lo que fue necesario actualizar los diseños teniendo en cuenta los cambios y ponerlos en ejecución”, explicó Guzmán. A pesar de la modificación en los diseños, cuando se empezó a efectuar la obra el panorama cambio. “Iniciamos a hacer las demoliciones y evidenciamos el estado actual de la estructura, comprobamos que existían serias fallas en algunos sectores”, manifestó el ingeniero. Fallas estructurales Debido al desgaste encontrado en la edificación del Modulo Dos, fue necesario suspender los trabajos y adelantar mediante un consultor externo las revisiones correspondientes. “El objetivo es confirmar si podemos realizar los diseños pensados para este sector, ya que si no se refuerza la estructura no es posible continuar con la construcción”, manifestó Guzmán. A pesar de los hallazgos, el ingeniero afirmó que se continuaron con algunas labores en la obra, hasta cierto punto. “Recomendamos no adelantar más trabajos en esta parte de la construcción hasta tanto se traiga el análisis respectivo”, indicó el funcionario. Nuevos estudios Ante el evidente desgaste de la estructura, fue necesario realizar nuevas pruebas y análisis de la antigua construcción. “Cuando quitamos la placa de concreto del cieloraso observamos el débil estado de las vigas, totalmente deterioradas, por eso llamamos a un consultor externo que determinará cuál es el proceso a seguir con la estructura”, sostuvo Guzmán. Según el ingeniero, la idea no es demoler la edificación y volver a construir. “Casi nunca se acostumbra a hacerlo, siempre existen otras soluciones para rescatar lo que más se pueda, como el reforzamiento, sin embargo eso se determina con base al resultado que arrojen los análisis”. Entrega aplazada De acuerdo a esto, el contratista, Consorcio Reforzamiento Dos, tiene a partir de la fecha aproximadamente diez días para hacer la auscultación  de la obra. “Eso significa terminar de retirar todas las placas y dejar al descubierto las vigas de la estructura. El consultor nos pide que rompamos todo para verificar el estado real de las bases y contemplar una solución en conjunto”, afirmó el ingeniero. Posteriormente, el consultor externo tiene un mes para analizar y tomar la mejor decisión para solucionar la falla; lo que quiere decir que la obra no se entregará en el mes de septiembre como estaba calculado, el retraso, si todo sale como está pensado, sería de dos meses. “Aspiramos retomar los trabajos en el Modulo Dos a principio del mes de julio2”, afirmó Guzmán. Modulo tres Por su parte el Modulo Tres, donde anteriormente se ubicaba la gerencia, avanza con normalidad en las obras planeadas. “En este sector estamos trabajando según lo especificado, realizando el reforzamiento estructural, construyendo las vigas de cimentación y recalzando las zapatas”, expresó el profesional. De acuerdo con el cronograma de trabajo, la obra realizada en este sector si podrá entregarse en el tiempo calculado. Torre materno-infantil De igual manera, la construcción de la Torre Materno-Infantil del Hospital Universitario de Neiva avanza a buen ritmo. Con una inversión de 23.300 millones de pesos, la firma contratista Lopesan Fronpeca, edifica el la torre de alta complejidad, que está ubicada sobre la Avenida La Toma y tendrá dos bloques en un área de 13.500 metros cuadrados. El primero de cinco pisos y el otro de tres. El proyecto está financiado entre la Gobernación del Huila y el Hospital Universitario. Se espera que las instalaciones sean entregadas en el mes de diciembre, poniendo al servicio de los huilenses lo mejores servicios médicos del a región. El centro de alta complejidad, contará con Unidad de Neonatos, Unidad de Cuidados Intensivos de Neonatos y Ginecobstétrica, entre otros. Destacado: El proyecto que tiene un valor total de 5.000 millones de pesos cuenta con dos fases, la primera incluye el reforzamiento estructural de los módulos dos y tres del centro asistencial, y la segunda, la construcción de diez salas de cirugía completamente dotadas. Destacado: “Las obras de reforzamiento estructural de los módulos dos y tres del hospital Universitario, tiene un valor total de 5.000 millones de pesos, que incluyen la construcción de diez salas de cirugía completamente dotadas”. Fotos Oscar Roldan La parálisis de las obras en el Modulo Dos, se debe al desgaste de la estructura actual, que no permite modificaciones extremas. Con una inversión de 23.300 millones de pesos, la Torre Materno-Infantil será entregada en el mes de diciembre. Jesús Ernesto Guzmán.

Comentarios

comentarios