Fotos: Suministradas.

Fotos: Suministradas.

Momentos de pánico vivieron algunos transeúntes y residentes de viviendas aledañas a la Carrera Séptima con Calle 23 de Neiva, luego que un vehículo particular comenzara a incendiarse. Al parecer una fuga en el tanque de la gasolina habría sido la causa de la emergencia.

 
El hecho se presentó cuando de un momento a otro, algunos ciudadanos que transitaban por esta zona de la capital del Huila, observaron cómo pequeñas llamas empezaron a consumir el automotor que se encontraba en movimiento y con su conductor a bordo.

Según lo manifestado por Santiago Silva, de 40 años de edad, y quien es el propietario del vehículo, marca Renault Clío, de placas BKM – 371, mientras pretendía cruzar el separador de la Carrera Séptima con Calle 23, fue alarmado por un motociclista quien al percatarse que el vehículo se estaba incendiando por debajo, procedió a avisarle al conductor, quien de inmediato descendió del mismo, no sin antes notar que la gasolina del carro se estaba bajando.

Al parecer se habrían presentado fallas en el tanque del combustible, donde según el Cuerpo de Bomberos que llegó hasta el sitio, una fuga provocó las llamas que en cuestión de segundos, se fueron propagando.

Y pese a que el incidente que causó angustia no solo en el conductor del automóvil, sino también entre algunos ciudadanos que observaban la escena, fue atendido por personal de emergencias a los dos minutos de recibir el reporte, el vehículo terminó en un 95 por ciento incinerado.

Por fortuna el conductor del carro -Santiago Silva-, logró descender a tiempo del automotor del que por fortuna salió ileso, sin embargo, las pérdidas se acercan a los 10 millones de pesos.

 

Comentarios