Durante el Tercer Consejo Departamental de Gestión del Riesgo en Huila, que se realizó la mañana de este martes en Neiva, el director de la Unidad Nacional para la Gestión del Riesgo de Desastres, Carlos Iván Márquez, afirmó que la entrega de ayudas avanza por buen camino, ya se pasaron a las secundarias, como materiales de construcción entre otras.

Además se realizó una completa evaluación de la mano del Gobernador del Huila, Carlos Julio González Villa, los alcaldes de los municipios de Campoalegre, Rivera, Algeciras y Neiva; quienes son los directamente implicados en la mitigación de la emergencia.

A la reunión asistieron también directivos y delegados de instituciones nacionales y regionales, para evaluar y determinar el cronograma de tareas y la atención a las comunidades damnificadas.
“Estamos atendiendo a todos los damnificados, hasta el último de ellos recibirá las ayudas pertinentes”, dijo Carlos Iván Márquez, asegurando que las personas afectadas tienen que hacer el reporte de los daños para recibir las ayudas de otras entidades estatales.

Además el alto funcionario confirmó que ya se empezó con la entrega de las ayudas de segunda necesidad. “A esta hora llegan materiales de construcción para las familias afectadas por la creciente súbita en el municipios de Campoalegre, Huila”, explicó.

Alimentos suficientes

Según el Gobernador del Huila, donar alimentos adicionales para familias damnificadas, además de retrasar la asistencia humanitaria, podría generar problemas de salubridad en las zonas afectadas por las avalanchas, especialmente en el municipio de Campoalegre donde la fuerza de la naturaleza destruyó 120 casas y averió 104 más.

Al agradecer la voluntad y sentimiento solidario de miles de huilenses hacia los afectados, el mandatario reiteró el llamado a “no donar comida. Tenemos suficiente provisión de alimentos. Al llevar este tipo de ayuda hay que hacerle la verificación de calidad y vencimiento, muchos de ellos se descomponen con facilidad; y mucho más en Campoalegre donde, en este momento, no existen las condiciones básicas sanitarias requeridas”, precisó.

González Villa recomendó a los ciudadanos, y a empresas públicas o privadas que deseen solidarizarse con los afectados, dejarse orientar por los Comités Locales de Gestión del Riesgo y por los comités cívicos empresariales y de medios de comunicación, que vienen orientado la recolección de ayudas para que se done lo que realmente se requiere.

Suspenden fumigación en Campoalegre

La jornada de fumigación prevista para hoy en Campoalegre fue cancelada hasta tanto se restablezca el servicio de agua potable, el cual está suspendido por cuenta de la avalancha en Río Frío que destruyó la bocatoma del acueducto municipal.

La cancelación de la aspersión fue tomada por las autoridades de salud, en razón a que en varias zonas del casco urbano existen ‘ollas comunitarias’, donde se preparan alimentos para las familias damnificadas, por lo que la fumigación representa un peligro para la salud pública.

La actividad pretendía prevenir la proliferación de mosquitos, o cualquier tipo de insecto o roedores, especialmente en los barrios donde el barro entró hasta las calles, destruyendo o contaminando más de un centenar de viviendas. 

Una vez se garantice el servicio de agua potable se reprogramará la jornada de fumigación. Oportunamente se informará a la comunidad la programación del recorrido que hará el vehículo para la desinfección de la zona siniestrada.
 

Comentarios

comentarios