Los hombres fueron capturados en una operación adelantada conjunta por agentes del Cuerpo Técnico de Investigaciones, C.T.I. Huila, y Sijín de la Policía Metropolitana de Neiva.

LA NACIÓN

Dos comerciantes y un policía pensionado al parecer comprometidos en la desaparición del comerciante Ezequiel Martínez Lugo, hace ocho años, en el municipio de Acevedo, fueron capturados.

Se trata de John Jairo Plazas Facundo, Henry Espinosa Guevara y Henry Orozco Mejía, detenidos en un operativo simultáneo de la Policía y Cuerpo Técnico de Investigación (CTI), en los municipios de Acevedo, Isnos y Suaza.

La banda deberá responder por los delitos de concierto para delinquir agravado y desaparecieron forzada, imputados ayer por la Fiscalía ante el Juzgado Tercero Penal Municipal con Funciones de Garantías.

Los tres delincuentes tenían orden de captura vigente expedida por el juzgado penal municipal de control de garantías de Neiva.

El Fiscal 16 Especializado de la Unidad Nacional contra los delitos de desaparición y desplazamiento forzado, indicó que los indiciados son coautores en la modalidad dolosa de los delitos imputados por el mismo.

La desaparición forzosa  

El 21 de enero del 2009, Ezequiel Martínez Lugo, salió de su casa en el municipio de Acevedo, en compañía de su amigo Rodolfo Useche González, en un vehículo campero Mitsubishi, color blanco con destino a la ciudad de Neiva, con la finalidad de tramitar el pasaporte de González, para luego viajar a la ciudad de Panamá (Panamá), con el propósito de comprar celulares y accesorios para los mismos.

Useche, regresó ese mismo día a Acevedo y le dijo a la familia de Martínez Lugo, que él había decidió irse solo. Las horas pasaron y el comerciante no llego a Neiva, ni a la ciudad de Panamá.

La investigación

Luego de más de dos años, y tras los relatos de varios hombres capturados y condenados por el mismo hecho se ha podido conocer que el 21 de enero del 2009, Martínez fue abordado por una camioneta, cuatro puertas, de color verde, donde se movilizaban tres hombres, el conductor, copiloto y el que iba en la parte de atrás.

Estos descendieron del vehículo, hablaron con Martínez Lugo, quien fue obligado a subir a la camioneta y se lo llevaron, posteriormente fue desaparecido.

“Su cuerpo fue desmembrado y guardado en bolsa, las mismas que arrojaron dos días después al rio Magdalena, por los lados de Pericongo, ubicado en la vía que de Timaná conduce Pitalito”, relató ayer el fiscal ante la confesión hecha por Useche, quien ya fue condenado por estos hechos.

Al parecer, la causa que generó esta acción delictiva, es que Martínez Lugo había recibido dinero, de parte de personas al parecer dedicadas al tráfico de estupefacientes, varios kilos de base de coca para su venta, este no devolvió el dinero, ni el estupefaciente.

Las capturas

Los comerciantes, John Jairo Plazas Facundo y Henry Espinosa Guevara, fueron capturados en los municipios de Suaza y Acevedo. Mientras que el expolicía fue detenido en Isnos.

Los hombres podrían ser enviados a la cárcel de Neiva, por su actuar ilícito, sin embargo, al cierre de esta edición se desconoce la decisión del Juzgado Tercero Penal Municipal del Control de Garantías, quien realiza las audiencias concentradas de los imputados.

Los imputados podrían ser enviados a la cárcel tras sus audiencias preliminares, por el actuar ilícito.

Comentarios

comentarios