Venezuela tiene un nuevo revés económico, luego de entrar en el ‘default parcial’, tras no pagar cerca de 200 millones de dólares en sus bonos globales. La calificación la realizó  la agencia de riesgo Standard & Poors, y esto podría desencadenar en  el incumplimiento de su abultada deuda externa.

La agencia calificadora, aseguró que la decisión de ingresar a Venezuela en el ‘default parcial’, se dio luego de que se cumplieran 30 días de gracia para pagar el cupón de bonos 2019 y 2024.

Los expertos han señalado que lo más grave de todo, es que esta situación se da en momentos en que el gobierno venezolano busca  refinanciar la deuda externa de unos 150.000 millones de dólares.

Un país es considerado en cesación de pagos o ‘default’ cuando incumple total o parcialmente con sus acreedores. Estos pueden ser locales o extranjeros, e incluso organismos como el Fondo Monetario Internacional (FMI).

Comentarios