Hay consternación en medio de los transportadores de servicio público del norte del departamento al conocerse el asesinato de un pasajero de un vehículo que habría sido interceptado por desconocidos que lo obligaron a descender del carro para dispararle indiscriminadamente.

El hecho se registró en la vereda Balsillas, zona rural de esta localidad con límites con el departamento del Huila, donde Fabio Peláez Rodríguez fue obligado a bajar del bus por varios hombres fuertemente armados. De acuerdo con algunas versiones, el pasajero había descendido y a los pocos metros fue asesinado.

Se supo que el occiso hizo parte de las Farc. Para las diligencias del levantamiento fue necesario el acompañamiento de militares de la Novena Brigada del Ejército que prestan seguridad en la vía que de Neiva conduce al municipio de San Vicente del Caguán por el sector de Balsillas.

 

Comentarios

Compartir
Artículo anteriorForo
Artículo siguienteAhora o nunca