Foto: Twitter Diario del Llano

El Oleoducto Caño Limón Coveñas fue dinamitado nuevamente y la mancha de crudo derramada contaminó un afluente del río Arauca. Los hechos ocurrieron en el sector de la vereda Cañaguata, jurisdicción de Cubará (Boyacá).

En menos de un mes se han presentado tres atentados contra la infraestructura petrolera en Cubará. Ya habían atentado contra este corredor el pasado 25 de octubre y el 8 de noviembre.

El ataque produjo el derrame de crudo en un caño seco y posteriormente en la quebrada La Gaitana y en los ríos Róyota y Arauca, informó Ecopetrol.

La compañía estatal divulgó la emergencia ambiental a través de un video donde se puede evidenciar la afectación a varios cuerpos de agua de la zona y a su vez rechazó el hecho.

Asimismo, informó que como parte de plan de atención se protegió la bocatoma del acueducto del municipio de Arauca.

El atentado se registró al finalizar la tarde de este miércoles 21 de noviembre en la vereda Cañaguata de Cubará (Boyacá). Una vez el Ejército aseguró la zona Ecopetrol inició los trabajos de limpieza.

Las autoridades aún trabajan en las afectaciones que dejó el atentado del pasado 8 de noviembre, en el que fueron activadas varias cargas explosivas que provocaron un incendio forestal que afectó a una importante extensión de un bosque de la zona.

Gobernadores de Boyacá, Arauca y Norte de Santander, adelantarán un consejo extraordinario de seguridad tras el tercer atentado.

En lo corrido del 2018 se han registrado 84 atentados contra este oleoducto. En Boyacá seis, en Arauca 12 y en Norte de Santander 66.

Comentarios