Así quedó la vivienda afectada en el barrio Nisola.

En el barrio Nisola Comfaca, una familia de escasos recursos, resultó afectada porque parte del techo de la vivienda quedó destruido por las fuertes lluvias que se registraron en la tarde ayer en la capital del Caquetá, acabando con los pocos enseres que tenían. La comunidad trató de evitar la tragedia pero la furia de la naturaleza fue más fuerte.

En la casa habita la familia Bermúdez, personas de escasos recursos que viven en una zona de riesgo y no cuentan con presupuesto económico para reparar los daños que causó la borrasca, por esa razón piden ayuda a la comunidad que permita dejar nuevamente la casa habitable. Al sitio llegaron las autoridades y representantes de Gestión del Riesgo municipal quienes evaluaron la situación para determinar qué acciones tomar. Por ahora la familia en cabeza del señor Omar Bermúdez dueño de la casa, siguen a la intemperie mientras buscan la forma de proteger las pocas cosas que les quedó y un lugar para poder pasar estas noches.

Vías afectadas

Varias calles en los barrios Tiburón, Chapinero y sector del Incoder quedaron con el fluido vehicular obstaculizado luego que varios árboles cayeran. Al parecer el fuerte viento hizo que algunos árboles cedieran de sepa, mientras que en otros sectores cayeron ramas. En el caso del barrio Chapinero, un vehículo resultó afectado luego que una rama cayera encima, con fortuna este hecho no dejó personas lesionadas.

Personal de Bomberos salieron a evaluar la situación y en las próximas horas realizaran una reunión con las demás autoridades del riesgo en Florencia para prevenir que se sigan registrando estas emergencias.

 

 

 

 

 

Comentarios