Un reciente informe ha identificado que Neiva es una de las ciudades del país con más prevalencia de casos de hipertensión arterial, diabetes y enfermedad renal crónica. Las mujeres, son las que más las padecen.

El más reciente informe del Fondo Colombiano de Enfermedades de Alto Costo advierte que en Neiva va en incremento los casos de enfermedad renal crónica, hipertensión arterial y diabetes mellitus, y aparece en los primeros lugares entre las ciudades del país con más prevalencia de estas patologías.

Según indica este estudio, en el 2017 se reportaron en el Huila 54.621 casos de solo hipertensión arterial, de esta cifra, 33.997 se registraron en Neiva; 7.691 casos solo de diabetes mellitus; y 19.845 casos de hipertensión y diabetes mellitus, por encima de Tolima, Norte de Santander y Caldas.

El Huila además, aparece ocupando el deshonroso tercer lugar junto con otros tres departamentos, de más prevalencia de diabetes. De las 1.099.471 personas diabéticas que habitan Colombia, 692.225 residen en las ciudades capitales, con una prevalencia ajustada a 3 casos por cada 100 habitantes. Neiva con 4,3%(14.073), Bucaramanga con 4,1%(23.583), y Cartagena con 3,9%(36.664) son las ciudades con las prevalencias más elevadas del país.

Si bien las cifras parecen bajas, el dato es preocupante, teniendo en cuenta que la prevalencia en el país es del 2.2 %, lo que significa que Neiva tiene más del doble del promedio de los colombianos de aparición de diabetes.

A ello se suma la existencia de un sub registro del diagnóstico de la enfermedad. Es decir que más de la mitad de la población está sin diagnosticar, la padecen pero no lo saben.

Alarmantes cifras de enfermedad renal crónica

El reciente informe señala que las entidades territoriales que reportaron el mayor número de casos por cada 100 mil habitantes fueron Bogotá (5.981), Antioquia (5.817), Valle del Cauca (5.078). Sin embargo las entidades con menor número de casos presentan una prevalencia más elevada, como se observa en los departamentos de Huila (1.182. PA=110,7), Atlántico (2.512 PA=102,0) y Sucre (833 PA=101,9). “Cuando se calcula la prevalencia de enfermedad renal crónica sobre la población de las capitales, Neiva es la ciudad que presenta la prevalencia más elevada por cada 100 mil habitantes (493 PA=150,3) seguida de Villavicencio (624 PA=148,3), y Sincelejo (360 PA= 138,5)”, señala el estudio.

Las edades en las que más se está presentando este tipo de enfermedades, es en personas con más de 65 años. Sin embargo cada vez más se presenta en menores de 30 años.

Es de gran importancia que la hipertensión y la diabetes se detecten a tiempo ya que estas dos enfermedades en sus inicios son silenciosas. Así se puede evitar las complicaciones a largo plazo, como la enfermedad renal con diálisis, las enfermedades arteriales que lleva a las amputaciones, la ceguera, el infarto cardiaco, el infarto cerebral, alteraciones en la parte sexual, adormecimiento o ardor en manos y pies. Complicaciones que un tratamiento adecuado y un diagnóstico oportuno pueden prevenir.

La diálisis es el tratamiento médico que consiste en eliminar artificialmente las sustancias nocivas o tóxicas de la sangre, especialmente las que quedan retenidas a causa de una insuficiencia renales. Es decir cuando los riñones, encargados de sacar parte de la basura líquida del cuerpo ya no funcionan. El paciente cada tres días debe recibir diálisis asistidos de una máquina para que le limpien la sangre. Los estadios más avanzados de la enfermedad renal crónica ERC como el 4 y 5 requieren estos complejos, costosos e invasivos tratamientos como la hemodiálisis, la diálisis peritoneal y el trasplante renal. Es por ello que la ERC está catalogada como una enfermedad de alto costo para cualquier sistema de salud, y que impacta la calidad de vida del paciente y su familia.

Lista de espera para una esperanza de vida

Hace 12 años se creó la Unidad de Trasplante del Hospital Universitario de Neiva, tiempo en el cual ha realizado alrededor de 350 trasplantes. En el 2018 esta Unidad realizó 27 trasplantes y actualmente tiene unos 50 pacientes en lista de espera de la posibilidad de uno. Estos pacientes no son solo del Huila, sino también remitidos del Tolima, Putumayo, Caquetá y Cauca. Son personas de todas las edades, hasta de 70 años. Un niño de 3 años, ha sido hasta ahora el paciente más pequeño trasplantado.

Fermín Alonso Canal Daza, coordinador de la Unidad, indica que cada año hay un mayor número de pacientes con enfermedad renal crónica que requieren diálisis. Asegura que muchas llevan incluso años con este tortuoso tratamiento.

“A pesar de que nosotros trasplantamos un buen número de pacientes, siempre son muchos más los que pueden estar requiriendo un órgano. En este momento en el Huila hay alrededor de 800 pacientes en diálisis, que son pacientes que pudieran ser candidatos a un trasplante. Y hay una cantidad mucho mayor de pacientes que tienen estadios más tempranos de enfermedad renal que en un momento determinado si no se cuidan, si no tienen un control médico adecuado, son juicioso con el ejercicio y una dieta adecuada, van a progresar hacia el estadio 5 en diálisis”, explica el Coordinador.

Destaca, muy a su pesar, que una de las limitantes que tiene la Unidad de Trasplantes, es que no hay donantes. En el Huila cerca del 50% de las personas que fallecen y pueden ser donantes de órganos, su familia no autoriza la donación. “Hay que concientizarnos de la importancia de la donación de órganos y de la cantidad de personas que hay en la lista de espera no solo de riñón, sino de hígado, corazón, pulmones, páncreas y tejidos, que se pueden beneficiar de un donante”, indica el médico Canal Daza.

Causas más frecuentes

Shirley Gallo Díaz médica internista y diabetóloga afirma que efectivamente en Neiva va en incremento el número de personas que están padeciendo en este momento de hipertensión y diabetes, que son las dos precursoras de la enfermedad renal, y las dos causas principales de diálisis en el país. “Cada vez llegan a mi consulta más personas con esta enfermedad, que a veces no han sido correctamente diagnosticadas o tratadas, y cada vez más las entidades prestadoras de salud tienen que hacer mayor detección de hipertensión y diabetes”, dice la profesional.

La médica explica algunas de las causas de esta enfermedad que puede producir muchas complicaciones.

“Los hábitos  poco saludables que solemos tener como el hacer poco ejercicio, el comer y beber alimentos muy azucarados, muchas harinas, procesados y fritos, comidas rápidas, aumenta la prevalencia de hipertensión y diabetes. En Neiva las personas en vez de consumir agua, consumen gaseosas, aguadepanela o guarapo, que creen es una bebida muy benéfica que sube las defensas y las plaquetas en los casos de dengue, y esto lo que hace es incrementar los niveles de azúcar. También tenemos un alto consumo de harinas, arroz acompañado de papá, plátano, arepa. Estas cantidades de harina, aunque no sepan dulce en la boca, nuestro organismo las convierte en azúcar. Hay que tener en cuenta la predisposición genética a presentar diabetes, es decir, si mis padres o abuelos tienen esta enfermedad, soy más propenso a que también la presente”.

Señala la profesional, que el sobrepeso, el tabaquismo y el consumo de alcohol aumentan el riesgo de desarrollar estas enfermedades. Pero se pueden prevenir con ejercicio y dieta adecuada. “La diabetes es totalmente controlable, que amerita cambios en el estilo de vida de manera inmediata, pero mejor sería evitarla. Por eso el ejercicio diario por lo menos 40 minutos de caminata, trote, nado, aeróbicos, y elegir bien lo que comemos, es crucial”, dice la Profesional.

Finalmente la internista Shirley Gallo señala, “Neiva ocupa el primer lugar en el país en enfermedad renal en estadio 5 de diálisis. Saber que tenemos más casos es Neiva y el Huila debe hacer sonar las alertas de trabajar en conjunto con las entidades de salud para que no aumenten los casos de enfermedad renal”.

Datos nacionales

En Colombia, entre el 1 de julio de 2016 y el 30 de junio de 2017 fueron reportadas 3.776.893 personas con diagnóstico de hipertensión arterial, dato equivalente a una prevalencia de 7,7 casos por cada 100 habitantes, lo que indica un aumento de 252.448 personas más que el periodo anterior (incremento del 6,6% respecto al 2016). Del total de los pacientes hipertensos reportados, la mayoría (61,6) fueron mujeres.

Se reportaron 281.050 casos nuevos de hipertensión arterial, 16.610 casos más que en el 2016, de estos, el 58,6% (164.908) fueron mujeres. El promedio de la edad de los casos incidentes de hipertensión arterial fue de 59 años.

La diabetes, enemigo silencioso

La Diabetes Mellitus tipo dos (DM2) es una patología crónica y progresiva que aparece cuando el páncreas no produce suficiente insulina o cuando el organismo no la utiliza eficazmente. Controlarla de manera eficaz significa no sólo reducir, sino también mantener los niveles de glicemia lo más cerca posible de la normalidad. En ocasiones, esto puede lograrse mediante una combinación de dieta y ejercicio. Sin embargo, la mayor parte de las veces, las personas con DM2 requieren tratamiento farmacológico.

No presenta grandes síntomas, y por lo general las personas acuden a la consulta cuando ya la enfermedad está avanzada. Los controles periódicos y un estilo de vida saludable, son claves.

1: El panorama muestra un aumento progresivo de la cantidad de pacientes con enfermedades precursoras y en terapia de reemplazo renal.

 

 

Comentarios