Monseñor Fabi Bou Chebel fue nombrado Exarca Apostólico maronita, por el papa Francisco con la misión de fundar una Diócesis de rito maronita en Colombia, Ecuador y Perú. Actualmente, cuenta con una sede en Bogotá y celebran la misa dominical en la Parroquia de Santa Clara de Asís.

Monseñor afirma que “su misión es despertar la espiritualidad maronita en los descendientes que llegaron a Colombia después de cada guerra en medio oriente, porque según el derecho canónico oriental, así el maronita sea bautizado en otro rito, sigue siendo parte de la comunidad libanesa”.

Durante este fin de semana, estuvo en Neiva compartiendo con los fieles donde realizó una Eucaristía con el rito latino y otra con el maronita. En diálogo con LA NACIÓN, habló acerca de su misión y experiencia en Colombia.

¿Qué significa ser Exarca Apostólico?

Apostólico porque fui nombrado por el Papa y Exarca es una palabra griega que la Iglesia tomó como representación para decir que el Sacerdote va a preparar un terreno para una Diócesis y luego la une al patriarcado.

Cuando inició la persecución a las minorías cristianas, queriendo salvar el rito, le pidieron al Papa establecer nuevas Diócesis, pero como no hay una base, no pueden conformar una, por eso nombran un Exarca que tiene autoridad episcopal. En mi caso, pertenezco a la Conferencia Episcopal Colombiana y también puedo ser Obispo y Sacerdote hasta formar la Diócesis.

En Colombia llevo 2 años, gracias a Dios y a las familias libanesas hemos tenido la sede del Exarcado y ahora estamos en el proyecto de construir el templo de San Chárbel porque si no tenemos tierra, no hay identidad y el templo da una identidad a la Iglesia maronita.

¿Cuál es la diferencia entre los católicos maronitas y latinos?

Nosotros somos católicos, la diferencia radica en que somos orientales y utilizamos la fe de esa manera. En la misa maronita hay cuatro diferencias: El saludo de paz se hace antes de las palabras de la consagración, porque Jesús nos dijo que antes de ofrecer su sacrificio debíamos reconciliarnos con el hermano; Durante la misa no podemos arrodillarnos porque estamos celebrando la resurrección y el cuerpo de Cristo; Decimos las palabras de consagración en el idioma de Jesús y en la Comunión se da sobre las dos especies, el cuerpo y la sangre de Cristo.

¿Cómo han resistido tantas persecuciones?

Hay dos cosas que caracterizan un maronita, la fe y la libertad. Prueba de esto es que todos los que han tenido fe se fueron de la persecución para no cambiar su creencia porque habría sido más fácil aceptar convertirse al islam y quedarse junto a sus familias, pero prefirieron perder todo para conservar su fe y vivir en la libertad.

 

¿Actualmente se vive un catolicismo ‘light’?

Colombia se considera un país católico porque toda la historia fue así, pero con dolor digo que viven una vida tan ‘light’ que Cristo a veces no brilla. Yo vengo de un país perseguido donde los cristianos mueren todos los días.

Hay que volver al Evangelio, fuente verdadera de la fe. Nosotros nos quejamos de la decadencia de la sociedad, pero vamos a seguir cosechando lo que estamos sembrando.

La maldad que vive el mundo no es por culpa de Dios. Él nos hizo a su imagen y semejanza, por tanto, nos dio libertad.

Hay muchos puntos que manchan la cara de la Iglesia, pero es gente dentro de la comunidad, miembros enfermos, pero nosotros sabemos que Dios nos llamó a mirarlos con misericordia y ayudarlos a convertirlos.

Debemos dejar de acusar a la Iglesia, si nosotros queremos una congregación linda, pues primero debemos ser así. El mandamiento más importante es amar a Dios con todo el corazón y amar a tu prójimo como a ti mismo, ese es el resumen de toda la ley.

¿Cuál es el mensaje para los huilenses?

Quiero hacer un llamado a los libaneses que viven en Huila y Neiva, para que se anoten en la embajada y regresen a su ciudadanía libanesa, porque de esa forma ayudan a los que se encuentran en medio oriente a recuperar su ciudadanía e igualmente, si son descendientes de maronitas, la invitación es a conservar la tradición y conocer más sobre su pasado para tener un presente y futuro.

Comentarios

Compartir
Artículo anteriorHomenaje
Artículo siguienteLa lista de Queiroz