Los padres de familia de la institución educativa Gallego, sede El Carmen del municipio de La Plata, completan seis días oponiéndose a la realización normal de las actividades académicas.

Según ellos, la salida de un docente los obligó a protestar y exigir los derechos que tienen sus hijos en materia educativa. «Desde ese día nos hemos dispuesto a realizar las acciones necesarias para garantizar la calidad educativa de nuestros estudiantes», relata un comunicado firmado por la Asociación de padres.

«Exigimos ser escuchados como padres de familia, que reclamamos por el justo derecho de nuestros hijos, a recibir una educación digna y de calidad.  En ese sentido, anunciamos que mantendremos este cese y agotaremos todas las instancias correspondientes para que los derechos de nuestros hijos no sean vulnerados», añade.

Los manifestante advierten que no levantarán el paro hasta que les sean presentadas las soluciones a sus requerimientos.

Comentarios