Hoy por hoy los integrantes de la comunidad LGTBI buscan seguir ganando espacios en la sociedad, en la política por ejemplo. De esta forma, quieren restarle terreno a la discriminación y a la falta de oportunidades. Por ello, Manuel Valenzuela, guarda de seguridad y activista defensor de los derechos de lesbianas, gays, transexuales, bisexuales e intersexuales (LGTBI), anhela llegar al Concejo de Neiva, para defender desde la corporación los derechos de su comunidad.

Mejor atención en salud, más oportunidades laborales, y sacar a los jóvenes de la calle, las drogas y el trabajo sexual, lo que sueña lograr desde el Cabildo Municipal. No obstante, también piensa en trabajar para que los neivanos tengan más empleo y se disminuya la informalidad, en áreas como el transporte.

 

¿Quién es Manuel Valenzuela?

Soy activista de la comunidad LGTBI, actualmente trabajo como guarda de seguridad, oficio en el que llevo siete meses laborando.

 

¿Por qué decidió aspirar al Concejo de Neiva?               

La aspiración viene desde hace 4 años, hace cuatro años aspiré como edil de la Comuna 1, obtuvimos una buena votación. Este año viendo el tema de corrupción que hay, viendo el tema de desempleo, el tema de atropello con los vendedores ambulantes, con los mototaxistas, entonces decidí ponerme la camiseta por Neiva y pues dar a conocer mi candidatura a los neivanos.

¿Cuál es su meta si llega a ser concejal de Neiva?

Mi prioridad es primero la juventud y el desempleo. Es muy triste uno como joven salir profesional y que no haya oportunidades de empleo aquí en la ciudad, muchas veces nos toca que migrar para otras ciudades y otros departamentos y dejar nuestra educación superior en otros departamentos, porque hemos tenido mandatarios que han dicho, vamos a trabajar por el desempleo y lo único que hacen es traer gente de otras partes, y le dan prioridad a esas personas y no a los neivanos.

¿Cómo viene adelantando su campaña?

Estamos primero recogiendo firmas por Renovemos, vamos en una lista totalmente independiente, hemos hablado con la gente, hemos hablado con los vendedores ambulantes, hemos hablado con el gremio de mototaxistas a ver qué soluciones se pueden hallar. Para nadie es un secreto que el tema de ilegalidad es un tema complicado que le compete al Gobierno Nacional, pero eso no quiere decir que como le compete al Gobierno Nacional, no nos toque a nosotros asumir las consecuencias del desempleo. Si hay empleo, no va a haber tema de ilegalidad en la ciudad.

Siendo usted activista de la comunidad LGTBI, ¿qué propuestas tiene al respecto?

Una de las prioridades es una política pública que articule todos los temas que nos está afectando a toda la población neivana, el tema de la comunidad LGTBI es un tema complejo, por tanta discriminación que hay en la ciudad, entonces lo que buscamos es una política pública que articule educación, empleo, salud y vivienda.

¿Cuál es la problemática más grave para la comunidad LGTBI?

Es un tema muy complejo, nosotros vemos en las calles, más que todo los fines de semana por la carrera segunda, transexuales dedicados al trabajo sexual, por lo mismo porque como son de la comunidad LGTBI entonces no les dan oportunidades laborales, para así mismo evitar que las cosas lleguen a esos  extremos en el trabajo sexual. No es deshonra, pero tampoco podemos seguir permitiendo que nuestros jóvenes de 16, 17  años, se estén dedicando al trabajo sexual.

 

 

 

Comentarios