En el marco de la rendición de cuentas vigencia 2018 del Hospital Universitario Hernando Mocaleano, el gerente Jesús Antonio Castro habló sobre los proyectos trazados, igualmente comentó cuáles serán los recursos que se invertirán este año en la torre Materno-Infantil y las deudas que las diferentes EPS tienen con el hospital.

Para la puesta en funcionamiento de los servicios de consulta externa, urgencias pediátricas, acceso central, correspondientes al primer piso, y urbanismo de la Torre Materno Infantil se invertirán $5.200. 884.406.

“El señor gobernador se había comprometido inicialmente con diez mil millones de pesos para la Torre Materno Infantil, pero hoy en día solo nos está ofreciendo la mitad y se usarán para la realizar toda la parte de ornato, entre otras cosas porque nos dejaron aislados, cuando un paciente llega por urgencias tiene que darle toda la vuelta al edificio, buscaremos otra forma de acceso al hospital, y ver si ponemos en funcionamiento otras cosas más”, dijo.

“Siempre lo he dicho, y es que fue muy mal diseñada y planificada, si esa torre se hubiera terminado como venía, sería ahora un edificio inservible. Tuvimos que actualizar todo y eso ha sido parte de las demoras y ha incrementado los costos. Esa torre no tenía aire acondicionado, la subestación eléctrica, las redes de voz y datos para la trasmisión de historias clínicas e imágenes. Esa torre será un edificio inteligente y en esa actualización nos hemos tardado”, agregó.

El segundo piso, donde estaban proyectadas las salas de cirugías y UCI, quedará aplazado, puesto que “ya tenemos las diez mejores salas de cirugías de la región y no es por ahora una prioridad, lo que sí necesitamos son camas y habitaciones”, destacó Castro.

Por esta razón, en los pisos 4 y 5 de la torre, se pondrá en funcionamiento el área de hospitalización para los pacientes disminuyendo el hacinamiento en el hospital, proyecto en el que invertiría la gobernación cerca de 10 mil millones de pesos.  “Y se construirían dos puentes, que si Dios quiere nos regalará Hocol, para comunicar las dos torres del hospital, así solucionaríamos gran parte de la infraestructura que tenemos en problemas”, afirmó.

Además, el gerente manifestó que la Nueva EPS quiere alquilar un piso en la torre. “Estamos en esas conversaciones, para arrendarles un piso”, añadió.

Hay que resaltar, que la Torre cuenta con equipos de última tecnología, como un tomógrafo de 64 cortes, equipos de rayos x, fijo y portátil, además de incubadora de laboratorio, centrífugas y detectores de radiación, que fueron adquiridos por un costo de $3.100.764.150. “Gracias a Hocol que nos regaló las plantas eléctricas el año pasado para esta torre, fue que pudimos poner en funcionamiento estos equipos, somos los únicos en el Huila que tenemos un equipo de esta categoría”.

Según el gerente, para finalizar toda la torre, se necesitarían alrededor de 25 mil millones de pesos. “hay que aclarar que no se tiene en cuenta en la cifra la dotación, esto es para que quede totalmente terminada”, aclaró.

Los proyectos

El hospital, tiene dentro de sus proyectos la construcción de la Unidad Neuro-Siquiátrica, pero, aunque ya “cuenta con viabilidad y aprobación por parte del Ministerio de Salud y Protección Social, no están los recursos para ejecutar este proyecto que cuesta 26 mil millones de pesos”. También dentro de los propósitos está invertir cerca de 6 mil millones de pesos en equipos biomédicos para diagnóstico y tratamiento en todo el hospital. Así como la construcción de una torre de parqueaderos entre otros.

Las deudas de las EPS

Las EPS, le adeudan en este momento al hospital 178 mil millones de pesos. “Tenemos una gran preocupación con Comfamiliar del Huila, porque nos debe casi 30 mil millones de pesos, otras EPS como Medimás y Coomeva también le deben sumas importantes al hospital. “Pese a este panorama, tenemos una muy buena recuperación de cartera, el año pasado se recuperaron casi 180 mil millones de pesos. Esto es gracias a la gestión que hace el equipo de cartera, más una medida que se implementó y fue la creación de la oficina del cobro coactivo, que ha facilitado la recuperación de cartera y este año esperamos que nos vaya bien”, finalizó.

¡El mejor!

El MIPG (Modelo Integrado de Planeación y Gestión) y el MECI (Modelo Estándar de Control Interno) son herramientas de obligatoria implementación y cumplimiento para todas las entidades públicas a nivel nacional. Para el MIPG de las 4.911 entidades públicas a nivel nacional el Hospital Universitario de Neiva ocupa el puesto 95. Y entre los hospitales, el 2 lugar. En el MECI se ubica en el puesto 81 y entre los hospitales en el 4 a nivel nacional. Y a nivel departamental, de las 180 entidades, se llevó el 1 puesto, por encima de la gobernación, alcaldías etc. Estas implementaciones tienen vigilancia disciplinaria, fiscal, social y política.

 

Comentarios