Flora Perdomo Andrade

En su más reciente visita al departamento del Huila el Ministro de Comercio, Industria y Turismo José Manuel Restrepo, reconoció los avances de nuestra región en temas de productividad, desarrollo empresarial, pero enfatizó en la necesidad de ser más competitivos a todos los niveles. Restrepo considera que durante los últimos años se ha presentado un esfuerzo gigante de la dirigencia del departamento por desarrollar las apuestas productivas, el sector piscicultor, las frutas, el café, la ganadería y la minería, además del componente turístico que ha crecido a pasos agigantados y que le está dejando a la región importantes ingresos ante el aumento de la oferta y la llegada de visitantes procedentes de los más diversos lugares.

Sin lugar a dudas estos logros tienen un soporte importante en el papel que viene cumpliendo la Cámara de Comercio de Neiva que ha enfocado su trabajo en brindar herramientas a los productores, comerciantes y empresarios con asesoramiento y acompañamiento permanente para poder ubicar al Huila en un sitial de preponderancia en el contexto nacional e internacional. También han sido vitales las políticas que han puesto en marcha gobiernos departamentales anteriores que han entendido que para hacerle frente a los problemas de generación de ingresos, además de procurar un mejor desarrollo regional promover y dinamizar las apuestas productivas, se torna imperativo trabajar de manera coordinada con los gremios entendiendo las necesidades de cada sector comprometido con la productividad.

Pero, aunque los avances son importantes, no es menos preocupante que de acuerdo a un estudio revelado a finales del año pasado por la Universidad del Rosario, el departamento del Huila tiene una cuenta pendiente en materia de competitividad. Según el informe que mide a los departamentos en materia competitiva y sus avances en desarrollo económico, el Huila obtuvo una calificación de 4,35 sobre 10, con una disminución de 0,13 puntos respecto al puntaje obtenido en 2017 y una caída de dos lugares en la clasificación general, muy lejos de Bogotá, Antioquia, Caldas, Santander y Risaralda que están en los primeros lugares. El informe de la reconocida institución académica ubica al Huila en la posición número 18 entre 27 regiones, superando solamente a departamentos como Nariño, Caquetá y los antiguos territorios nacionales lo que genera preocupación ante el evidente rezago que hace que las posibilidades de desarrollo se vean enormemente disminuidas.

De acuerdo a la explicación que presenta el documento, el índice de competitividad se obtiene a partir de la identificación y cálculo de 94 variables, agrupadas en tres factores (Condiciones básicas, Eficiencia, Sofisticación e Innovación) y diez pilares de competitividad (Instituciones, Infraestructura, Tamaño de Mercado, Educación Básica y Media, Salud, Sostenibilidad Ambiental, Educación Superior y Capacitación, Eficiencia de los Mercados, Sofisticación y Diversificación, Innovación y Dinámica Empresarial), por lo que según los expertos, el Huila enfrenta enormes desafíos en Innovación y Dinámica Empresarial ahí tiene  uno de los puntajes más bajos (1,22) ocupando la posición 23, pues presenta  inversión insuficiente en  actividades de ciencia, tecnología e innovación, e investigación de alta calidad y revistas indexadas. También hay deficiencias relacionadas con puntajes muy bajos en indicadores como registros de propiedad industrial, densidad empresarial y tasa de natalidad empresarial neta.

Según el documento, presentamos dificultades en áreas como la sofisticación y diversificación donde el Huila está ubicado en el puesto 10, con un puntaje de 3.06; otra de las dificultades se encuentra en el área de la capacitación y la educación superior, donde el departamento aparece en el puesto 18 con apenas 3.23 puntos evidenciando que hace falta mayor oferta educativa, nuevos programas académicos, además de pertinentes, más acceso a las especializaciones, maestrías y demás. Se reconocen adelantos en materia de sostenibilidad ambiental donde el Huila se ubica en el quinto lugar de las regiones con una calificación que promedia los siete puntos.

Avanzamos, pero aún estamos muy lejos de lo que pretendemos. Por eso no se puede dejar de insistir y de trabajar en procura de que las cifras mejoren y por ende nuestro querido departamento pueda estar más temprano que tarde a la vanguardia del desarrollo y la competitividad nacional. El Gobierno debe enfocar sus esfuerzos en desarrollar políticas que promuevan la generación de empresas, facilitar la capacitación, acceso al crédito, fomento de la asociatividad, incentivos, que por supuesto desde el Congreso de la República apoyaremos para que las apuestas por el Huila sean exitosas.

Floraperdomo1@hotmail.com

 

Comentarios