Al son de bambucos y rajaleñas las personas en proceso de rehabilitación pasaron un rato agradable. Foto suministrada

Los usuarios de la Casa de Apoyo al Habitante de la Calle Renacer pasaron un rato agradable donde bailaron bambucos, cantaron rajaleñas, se divirtieron y lo más importante, se integraron a la principal fiesta cultural del Huila.

“Nunca había disfrutado de un san pedrito como se debe disfrutar; con amigos, en sociedad y con los compañeros de aquí del hogar, siempre me encontraba en la calle, consumiendo, perdido del mundo y sufriendo.  Hoy estoy feliz y alegre de vivir nuestras fiestas”, así relato Óscar Bonilla quien hace parte de la Casa de Apoyo y que lleva un año en el proceso de rehabilitación.

En la Casa de Apoyo al Habitante de la Calle Renacer, se atienden 35 usuarios diariamente de los cuales 15 ya llevan más de 6 meses en el proceso de resocialización, los otros 15, siguen poniendo su voluntad porque no quieren volver a la calle. Así mismo, se atienden a otros 400 que van a la casa a darse una ducha y recibir alimento pero vuelven a la calle.

La Fundación social “Por Nuestra Gente”, que lidera la gestora social de Neiva, Ana Isabel Valencia Hurtado viene realizando con su equipo de trabajo iniciativas que ayudan a estas personas a salir de su problema psicoactivo. Así mismo, desarrolla jornadas de corte de pelo, cambio de ropa y alimento entre otras.

“Esta fecha es muy importante, por eso quisimos compartir con esta población, para que se integren y compartan las tradiciones. Bailamos, comimos asado, en fin, una verdadera muestra  del San Pedro”, indicó Ana Isabel Valencia.

A esta fiesta folclórica se unió el Club Rotario de Neiva quienes apoyaron el san pedrito con la banda papayera que entonó bambucos y otros ritmos colombianos.

“Es una alegría que hayan compartido con nuestros usuarios. Fue un ambiente sano, de armonía, de alegría y sobre todo sin la necesidad de tener sustancias psicoactivas y sin consumo de alcohol, la pasaron bien”, reiteró Tulia Inés Cantillo Álvarez, coordinadora de la Casa de Apoyo al Habitante de la Calle Renacer.

Fue una fiesta muy alegre.

Comentarios