Cuatro días cumplen los habitantes de Santana Ramos incomunicados por el grave estado de la vía que conduce desde el Caquetá al Huila. Las lluvias han prohibido el paso de los vehículo debido al gran número de derrumbes que se han presentado en la zona. Se habla de que sean 24, las veredas incomunicadas.

El pasado domingo fueron sepultados por el lodo los hermanos Jenifer Castro Benitez y Andrés Felipe Benitez Oviedo mientras realizaban una llamada telefónica.

La comunidad está muy desconcertada con la situación y esperan una pronta solución para poder movilizarse por la zona, solicitando ayudas a los Gobierno Departamental y Nacional.

En el lugar se encuentra la comunidad y lideres tratando de ayudar al paso de personas que buscan la forma para lograr sacar sus cosechas.

Comentarios