El presidente de la República, Iván Duque, sancionó esta semana la Ley que crea el Fondo de Estabilización de los Precios del Café, que tendrá como objetivo adoptar mecanismos necesarios para contribuir a estabilizar el ingreso de los productores de café de calidad Arábiga suave colombiano.

De acuerdo con el propio Gobierno, el Fondo de Estabilización de los Precios del Café funcionará como una cuenta especial, sin personería jurídica, la cual será administrada por la Federación Nacional de Cafeteros. En ese sentido, la norma establece que la Federación manejará los recursos que conforman el Fondo de manera independiente de sus propios recursos y los del Fondo Nacional del Café, para lo cual deberá llevar una contabilidad y estructura presupuestal independiente, de forma que en cualquier momento se pueda establecer su estado y el movimiento de los recursos provenientes de cada una de sus fuentes. Con respecto al órgano directivo del Fondo, la Ley establece que será el Comité Nacional de Cafeteros.

Sin embargo, lo más importante es lo siguiente: cada productor de café de Colombia podrá ser beneficiario de los mecanismos de estabilización hasta por un 70% de su capacidad productiva, de acuerdo con la información que reporte la FederaCafé. Para ello, los mecanismos de estabilización establecidos operarán cuando el precio del café de calidad Arábiga suave colombiano esté por debajo de los costos de producción establecidos técnicamente por la Secretaría Técnica del Fondo.

No se puede desconocer que este Fondo, promovido por el senador huilense Ernesto Macías Tovar, contribuirá a estabilizar el ingreso de los productores cafeteros. Este sector es uno de los pilares de la economía del país y los bajos precios del grano en los mercados internacionales se han convertido en el ‘azote’ de las familias dedicadas a esta labor. Obviamente, el Fondo no será la panacea para resolver todos los males del gremio.

 

“Este sector es uno de los pilares de la economía del país y los bajos precios del grano en los mercados internacionales se han convertido en el ‘azote’ de las familias dedicadas a esta labor”

Comentarios