La Fuerza Aérea Colombiana desde ayer se encuentra apoyando las labores de extinción de los incendios presentados en zona rural de la vereda Normandía corregimiento El Caguán en Neiva, Ceibas Arriba y Campo Tello de Ecopetrol, cuyas llamas alcanzan casi los dos metros de altura.

Un trabajo en equipo que se ha venido desarrollando en coordinación con el Centro Nacional de Recuperación de Personal CNRP de la Fuerza Aérea Colombiana, la Defensa Civil Seccional Huila, la Corporación Autónoma Regional del Alto Magdalena CAM, el Consejo Departamental de Gestión del Riesgo de Desastres CDGRD, el cuerpo de bomberos del municipio y soldados del Batallón Tenerife, orgánicos de la Novena Brigada del Ejército Nacional, quienes no han parado las labores desde el pasado miércoles cuando iniciaron las conflagraciones.

Un helicóptero Huey II orgánico del Comando Aéreo de Combate No. 4 con el sistema Bambi Bucket ha apoyado esta labor y a los organismos de socorro en tierra realizando más de 10 descargas, 9.000 litros de agua con liquido retardante, sobre los puntos más calientes y de difícil acceso.

Un vidrio o una colilla de cigarrillo puede iniciar en segundos un grave incendio; se necesitarán días, maquinaria, aeronaves y bomberos para extinguirlo y años de trabajo para recuperarlo. Los actuales incendios han destruido mas de 1.000 hectáreas de bosque nativo y pasto seco.

Las altas temperaturas y la temporada seca hacen más propensos los incendios, por ello las autoridades piden a la población tomar conciencia del daño ambiental que se han generado con estos incendios y la afectación tan grande a la salud de las personas.

Entre tanto, el teniente Helmer Pérez, comandante del Cuerpo de Bomberos, afirmó que este incendio ha dejado afectados cerca de 11 nacederos de agua y las fincas de la zona han perdido una amplio terreno de vegetación.

Comentarios