En medio del debate de moción de censura contra el ministro de Defensa, Guillermo Botero, han sido fuertes las críticas que lanzaron los congresistas por la floja gestión que ha tenido el funcionario.

Pero sin duda, lo que más llamó la atención fue la acusación que hizo el senador Roy Barreras, cuando afirmó que en el bombardeo que realizaron las Fuerzas Militares en el departamento del Caquetá, el pasado 2 de septiembre, murieron al menos 7 niños.

«Ministro usted le escondió a Colombia que ese día de septiembre bombardeó a 7 niños y murieron 7 niños, que quizás son 4 más porque las pruebas de Medicina Legal que les estoy mostrando, muestran que los otros 4 cuerpos llegaron despedazados (…) tenían, por las pruebas técnicas que se hacen, menos de 20 años», dijo Roy Barreras.

En el informe de Medicina Legal que citó el Senador, está documentado que llegaron a está institución 18 cuerpos, de los cuales 14 fueron identificados y de esos, 7 eran menores de edad, los otros no lograron identificarlos.

Comentarios

comentarios