La Nación
Acción climática para garantizar la vida 1 27 octubre, 2021
COLUMNISTAS

Acción climática para garantizar la vida

No hay duda. Una de las prioridades humanas es el medio ambiente, el cambio climático es una realidad y de las decisiones que tomemos dependerá el futuro de los seres vivos.

Hace varios meses venimos trabajando en la Comisión Quinta de la Cámara de Representantes, una iniciativa encaminada a construir toda una estrategia enfocada en crear conciencia ambiental para de esa manera mitigar y reducir los impactos que ya estamos experimentando y que nos están obligando incluso a cambiar las formas de relacionarnos, estilos de vida, costumbres y demás.

Considero necesario resaltar el propósito que tiene el proyecto de Ley 336 de 2021, de establecer las directrices para la gestión del cambio climático en las decisiones de las personas públicas y privadas con el objetivo de reducir la vulnerabilidad de la población y de los ecosistemas del país frente a los efectos del mismo y promover la transición hacia una economía competitiva, sustentable y un desarrollo bajo en carbono.

El proyecto busca establecer las condiciones necesarias para cumplir los compromisos del Acuerdo de París; también institucionalizar la Política nacional de cambio climático, abordando temas específicos como su diseño institucional, sus instrumentos, los sistemas de información necesarios para su gestión.

La trascendencia de esta propuesta denominada “Ley de Acción Climática” y que tiene mensaje de urgencia del Gobierno Nacional, se soporta en una realidad ambiental que es necesario atender, por lo que el país requiere contar con herramientas legales que soporten la obligación de implementar acciones de reducción de la vulnerabilidad asociada al cambio climático y de reducción de emisiones de gases de efecto invernadero.

El proyecto incluye planes de protección ambiental para el 100 % del territorio nacional. Delimitación y protección de los 36 complejos de páramos. La creación de un sistema nacional de indicadores de adaptación. Propone aumentar en más de 2,5 millones de hectáreas la cobertura de áreas protegidas. La inclusión de consideraciones de cambio climático en proyectos de interés nacional y estratégicos. Deja sentadas las bases para que los gremios agropecuarios puedan avanzar hacia mecanismos de sustentabilidad amigable y le abre la puerta a los departamentos para que puedan participar en las mesas técnicas agroclimáticas, para desde allí permitir que al menos un millón de productores reciban y tengan acceso a la información para mejorar su productividad.

Esta iniciativa llama mucho la atención; en el estudio que venimos haciendo es necesario señalar que se trata de un paso en la dirección correcta en esa intención de poder avanzar en políticas que generen dinámicas de desarrollo protegiendo los recursos naturales y entendiendo los cambios que por acción desaforada de los seres humanos hoy enfrentamos y que debemos contribuir en la minimización de sus impactos.

Es importante el interés que el proyecto tiene en priorizar las cuencas hidrográficas que contarán con instrumentos de manejo con

consideraciones de variabilidad y cambio climático. También el enfoque educativo a través del fortalecimiento de las estrategias para públicos focalizados y la implementación de acciones para mitigar el aumento de la temperatura global.

Esta propuesta abre espacios para el desarrollo de la innovación, también de la investigación en donde jugarán papel preponderante las universidades y se requerirá el concurso de la comunidad, seguramente el actor más trascendental en la aplicación y éxito de los planes y programas a implementar.

Espacio especial propone la iniciativa para el desarrollo de proyectos en acuerdo entre los sectores público y privado, ya que se requerirá de millonarios recursos para ejecutar los planes orientados a frenar los impactos ambientales de todo tipo, así como la cooperación internacional tan vital para acceder a recursos que financien los propósitos ambientales que allí se proponen para la preservación de la vida en el planeta.

Estamos muy cerca de discutir en Comisión el proyecto. La ciudadanía reclama acciones ambientales desde el Congreso de la República. Es una propuesta coherente, bien intencionada a la que vale la pena ponerle atención, dado el impacto que tendrá en los seres vivos de nuestro país, conun alta incidencia sobre el resto de la tierra.