La Nación
COLUMNISTAS OPINIÓN

Después será demasiado tarde

Después será demasiado tarde 1 30 septiembre, 2020

Jorge Fernando Perdomo

Así suene repetitivo y parezca ave de mal agüero, todos los análisis sobre el estado de la crisis generada por la pandemia, anuncian que se viene una catástrofe social, para la que hay que estar preparados. Niveles de pobreza extrema y desempleo sin precedentes, el aumento de la inequidad, el abandono de la clase media, conducirán a la sociedad a “un punto de ruptura” como lo señalara el Secretario General de las Naciones Unidas.

En medio de la recesión económica, con un desplome del Producto interno Bruto que conduce a una contracción como no la habíamos visto en los últimos 100 años, se producirá inexorablemente más desigualdad, más hambre y mayor enojo frente a un sistema que no brinda soluciones.

Que la culpa es del coronavirus dirán quienes tienen la responsabilidad de dirigir el estado, ignorando que el estomago vacio no sabe de razones. Seneca decía que “un pueblo hambriento no atiende razones, ni se pacifica con la justicia, ni se doblega ante ninguna súplica”, porque cuando ya no se tiene nada que perder, el hombre se vuelve irracional y hace lo que sea con tal de sobrevivir.

Con esto quiero resaltar, que son insuficientes las medidas anunciadas por el gobierno para hacer frente a la emergencia sanitaria y mitigar los efectos sociales y económicos, que llegan a cuentagotas y en muchos casos tardíamente, permitiendo el cierre de muchas empresas y el agravamiento de la crisis.

Una rebaja de 25 puntos básicos en las tasas de interés, en el quinto recorte consecutivo del Banco de la República, en lugar de hacerlo significativamente en una sola decisión de 200 puntos, para enviar un mensaje contundente y como lo proponen varios economistas en una medida heterodoxa, colocando en ceros el costo del dinero, para garantizar el arranque del crecimiento económico.

Hay que ser creativos y agresivos en las soluciones. Un desempleo del 40.6% en Neiva, mas quienes están en el rebusque y la informalidad, no admite pañitos de agua tibia. Es urgente promover el inicio de la reactivación e impulsar la generación de empleos de manera inmediata.

El presidente Duque decía que no es el momento de pensar en reformas tributarias. Creo que SI, para eliminar las grandes desigualdades tributarias y beneficios otorgados a los grandes conglomerados entre ellos la banca insolidaria y avara, recortar los salarios altos de los funcionarios públicos, revisar las megapensiones y los excesos y privilegios pactados en algunas convenciones colectivas, entre otras medidas urgentes.

es_COEspañol de Colombia
es_COEspañol de Colombia