Destinos de Oriente 1 16 febrero, 2020
COLUMNISTAS OPINIÓN

Destinos de Oriente

Por: Albeiro Castro Yépez

Tradicionalmente el departamento del Huila ha enfocado sus esfuerzos en el desarrollo del corredor turístico del río Magdalena, corredor que une la emblemática zona arqueológica San Agustín-Isnos con el Desierto de La Tatacoa, sin desconocer que, en la última década han surgido el Territorio Páez que integra la oferta del suroccidente huilense y la zona cafetera del centro del Huila, zona donde el hito contemporáneo de mayor reconocimiento es la Mano del Gigante, como un mirador del valle del río de la patria.

Los atractivos asociados a la cordillera oriental muestran rezago en la formación de destino turístico, tanto en la región norte, como en el centro y sur del territorio opita. En el norte los municipios de Tello, Baraya y Colombia con un importante inventario de atractivos turísticos no registra como un destino con oferta comercial, vale resaltar que sus pobladores conservan con especial cuidado el patrimonio arquitectónico de las casas de las haciendas ganaderas, casas que se construyeron siguiendo los lineamientos del estilo colonial de tierra caliente, patrimonio que bien se puede conectar a través de circuitos viales con el Desierto de La Tatacoa, especial mención para el municipio de Colombia que alberga en su seno los vestigios arqueológicos de la Cultura Santana, un atractivo que soportado en la investigación científica bien puede diversificar la oferta cultural del departamento del Huila, investigación que se puede desarrollar en el marco de la economía naranja con el apoyo del ICANH y el programa de antropología de la USCO.

En la zona centro, la deuda es con Algeciras una región que se prospecta como escenario para el desarrollo del turismo rural con amplia oferta de haciendas ganaderas y fincas cafeteras, producción que se complementa con el cultivo de frutas y hortalizas, sin desconocer su acervo histórico que la articula con el Caquetá. En la zona sur, indudablemente la joya es el Parque Nacional Natural Cueva de Los Guacharos un atractivo que acusa un bajo registro de visitantes que tan solo ocupan el 5% de su capacidad instalada, reconociendo que uno de los principales problemas a superar es la accesibilidad, los senderos a pesar del permanente mantenimiento las temporadas de lluvias lo deterioran rápidamente, pero adolece de una estructura de circuito que vincule los municipios de su entorno, esto es, Acevedo, Palestina, Suaza, Guadalupe, Altamira y las conexiones a Garzón y Pitalito como soporte de servicios logísticos. Circuito rico en historia, patrimonio arquitectónico, arte rupestre, tradiciones religiosas y artesanías, actividades todas que se pueden articular a la oferta de fincas cafeteras y haciendas ganaderas con el hermoso paisaje del río Suaza que además de invitar al regocijo en sus balnearios despierta la inspiración romántica de sus visitantes, como le sucedió a Jorge Villamil y José Eustasio Rivera,

Comenta!

Suscribase a nuestro Newsletter

Manténgase actualizado con las últimas noticias, eventos y mucho ms.
Suscribase
Suscribirse Ahora
close-link