La Nación
Farc aún no pide perdón por niños masacrados en Algeciras 1 26 noviembre, 2020
HUILA

Farc aún no pide perdón por niños masacrados en Algeciras

30 años después padres y familiares de los seis niños asesinados por la guerrilla Farc-EP, hoy partido político, aún esperan conocer la verdad sobre uno de los episodios más dramáticos del conflicto interno armado en Huila, que tuvo lugar en Algeciras.

huila@lanacion.com.co

Aquel 12 de noviembre de 1990, un lunes festivo, Campus Tello tuvo que agachar la cabeza y mirar de reojo a los mismos guerrilleros de las Farc-EP que minutos antes habían asesinado a  varios niños, entre ellos su hija Karla Yasenia Tello Devia de 10 años de edad.

Recordar el hecho es tan doloroso para las víctimas, que las madres algecireñas evitan a toda costa hablar del tema; 30 años después los padres y familiares aún esperan conocer la verdad y alguna muestra de remordimiento por parte de las Farc, convertida en partido político.

En carne propia  

Campus debió vivir en carne propia el amargo acontecimiento que ocurrió a plena luz del día y enlutó a todo el país, fue una de las primeras personas que llegó al lugar de los hechos, recordó.

De acuerdo con investigaciones realizadas por el Centro Nacional de Memoria Histórica (CNMH), la intención de la guerrilla fue atacar a una patrulla de la policía que se desplazaba con una caravana ciclística que al momento de la agresión se encontraba cerca al casco urbano de Algeciras, a poco tiempo de culminar el circuito.

Según las investigaciones, primero se escuchó el estallido de varias cargas de dinamita y luego varias ráfagas de ametralladoras disparadas por unos sesenta guerrilleros ubicados en una colina a trescientos o cuatrocientos metros de la carretera.

“El carro en que iban unos diez a quince niños era una camioneta LUV, de la Policía. El vehículo quedó en una cuneta y varios niños se salvaron porque se metieron en un hueco de alcantarilla mientras cesaron los disparos. Cinco niños murieron en el acto y uno de los heridos murió posteriormente”, indica el CNMH.

Campus Tello, pasó por allí porque estaba en la caravana, “ella estaba ahí ya tiradita en la carretera, en seguida no hice sino taparla con una chompita que llevaba. Luego me vine rápido para el pueblo en una moto, pero no pensando en que me los iba a encontrar, pero ellos venían carretera arriba, un amigo que venía conmigo me decía ‘no les vaya a decir nada, porque nos matan’, entonces me tocó quedarme callado, agachar la cabeza y llegar a Algeciras a informarle a mi esposa y demás personas que estaban pendientes, ya más o menos sabían”, rememoró.

Pronto los demás padres de los niños y niñas habrían de enterarse de los amargos detalles.

Las víctimas

Según el CNMH, los niños asesinados por las Farc estaban uniformados de policías y otros con sudaderas del colegio Juan XXIII y de las escuelas donde realizaban sus estudios; sus edades oscilaban entre 9 y 14 años.

En el hecho murieron cuatro niñas:

  • Karla Yasenia Tello Devia (10 años)
  • Luz Adriana Vargas Quintero (11 años)
  • Rocío Molina Ovalle (12 años)
  • Sandra Milena Pinto (14 años)

Y dos niños:

  • Anderson Devia Rodríguez (9 años),
  • Wilker Esneider Garzón Lozada (11 años).

También falleció el cabo primero Oscar Escobar Páez y el agente Wilson Brilande Trigreros. Otros dos niños quedaron heridos. De los sobrevivientes uno sufrió por años el trauma de aterrorizarse cada vez que escuchaba voladores o detonaciones fuertes.

Farc aún no pide perdón por niños masacrados en Algeciras 7 26 noviembre, 2020
En memoria de las ocho víctimas fatales.

La investigación de CNMH también explica que los niños formaban parte del programa de Patrulleritos que en Algeciras contaba con unos veinte infantes, hijos de agricultores, comerciantes y docentes.

El programa de Patrulleritos o de Policía Cívica Juvenil, todavía vigente, hace parte del objetivo de integrar las comunidades a actividades cívicas, y de fortalecer sus relaciones con la comunidad.  La estrategia involucra a niños de 7 a 14 años para desempeñarse con el uniforme en determinadas ceremonias y eventos cívicos, como la prueba ciclística en mención.

Días después de los hechos algunas familias debieron abandonar el municipio.

Campus Tello y su esposa Betty Devia, docente del Juan XXIII,  actualmente viven en Algeciras. “Para mi esposa recordar eso es muy doloroso, ella es muy sensible, por eso casi nunca le gusta hablar”. Otra de las madres que aún permanece en Algeciras manifestó algo similar.

El padre de familia también resalta que con el Acuerdo de Paz han visto un cambio, frente a lo que vivieron, pero “esperamos que las Farc algún día nos contacten, que tengan ese gesto con nosotros como lo han hecho con muchas otras personas, otros casos similares que han sucedido”.

Recordar para no repetir

En el lugar hay una placa en memoria de las víctimas. Cada año se lleva a cabo una eucaristía. En época de Semana Santa los feligreses caminan desde el casco urbano de Algeciras los aproximadamente  tres kilómetros que hay hasta donde ocurrió la masacre. Así hacen memora los algecireños.

Farc aún no pide perdón por niños masacrados en Algeciras 8 26 noviembre, 2020
Foto archivo de las peregrinaciones.

De acuerdo con el docente investigador Alfredo Vargas Ortiz, es importante recordar estas fechas porque existe un derecho a la memoria y a la verdad, que se rememore a los niños y niñas que fallecieron, pero también a los sobrevivientes “quienes hoy todavía, después de 30 años, muy seguramente están sufriendo un trauma porque ninguno de ellos fue sometido a un tratamiento psicológico; sí hubo indemnización económica, aunque gran parte de ellos fueron desplazados forzosamente”, dijo.

“Hay que recordar para no olvidar y que estos hechos no vuelvan a ocurrir, y para que los victimarios sepan que hay unas personas vivas, que son sobrevivientes y testigos de todo lo que pasó y pidan perdón. En este momento ningún victimario ha pedido perdón, me estoy refiriendo a los miembros del Segundo Frente de las Farc de ese momento, es necesario conocer quién dio la orden, cuál era el objetivo”, cuestionó.

Señaló además que las fuerzas estatales tienen su grado de responsabilidad sobre la masacre. Recordó el docente investigador que mediante sentencia el Tribunal Administrativo del Huila condenó a la Policía Nacional por utilizar a niños y niñas en esta estrategia comunitaria.

Y rechazó la manera en que algunas veces se ha rememorado a los niños asesinados por las Farc. “Se sigue repitiendo un discurso sobre que los niños eran héroes”, para el docente el vincular los menores de edad en una zona dominada por el conflicto, representa que “hubo un error táctico y la Policía debe reconocerlo así y pedir perdón por ese error”.

Negociaciones de paz

La situación por la que atravesaba el país en ese momento es otro aspecto clave, según destacó Vargas Ortiz, pues es similar a la actual. Fue en los años 90’s cuando el Gobierno de Colombia estaba en proceso de paz con varios grupos al margen de la ley, tales como el EPL, el M-19, y el Movimiento Armado Revolucionario Quintín Lame. Pero hubo grupos que no se desmovilizaron como las Farc y el ELN.

“No se desmovilizaron y para efectos de demostrar poder comenzaron a hacer muchos atentados”, recordó.

Y es que la paz no solamente se logra con el silenciamiento de los fusiles, advirtió.

“El caldo de cultivo para el conflicto es la desigualdad, pobreza, que si se le suma el elemento del narcotráfico genera grupos armados; hoy en día tenemos cantidad de grupos armados que no se desmovilizaron y continuaron en el negocio de las drogas, en un país donde hay mucha pobreza,  jóvenes campesinos rurales, muchos analfabetas o con poca educación, fácilmente son seducidos para entrar en la guerra, por obtener unos ingresos y sentir poder”.

En ese sentido es que se hace muy necesario en zonas como Algeciras, duramente violentadas por el conflicto, mayor presencia del Estado, más allá de la militarización, sostuvo.

“El lugar en donde más fuerza pública e inteligencia militar existe en el departamento, está en Algeciras, sin embargo no hay oportunidades, empleos, ni condiciones serias de inversión”, puntualizó.

Durante el 2020, Algeciras se ha convertido nuevamente en el protagonista de amenazas y asesinatos contra población civil, líderes comunitarios y excombatientes Farc.

Farc aún no pide perdón por niños masacrados en Algeciras 9 26 noviembre, 2020
La masacre de los patrulleritos de Algeciras ha sido uno de los hechos más dolorosos de la guerra en el Huila.
Farc aún no pide perdón por niños masacrados en Algeciras 10 26 noviembre, 2020
Uno de los niños sobrevivientes a la masacre del 12 de noviembre de 1990.
Farc aún no pide perdón por niños masacrados en Algeciras 11 26 noviembre, 2020
Aquí murieron cinco de los seis de niños víctimas de la masacre.
es_COEspañol de Colombia