La Nación
Huila, el ‘paraíso’ para las llamadas extorsivas 4 17 junio, 2021
JUDICIAL

Huila, el ‘paraíso’ para las llamadas extorsivas

Una ola de extorsiones está golpeando a varios municipios del Huila. La reciente masacre ocurrida en La Plata disparó las llamadas extorsivas desde las cárceles. La Policía y el Ejército se encuentran en alerta.

 

En alerta se encuentran las autoridades en el departamento del Huila, ante el acelerado incremento de llamadas extorsivas, delito que sí se ha propagado en lo corrido del año en el departamento y hace parte de una otrora línea de financiación muy rentable que está utilizando la delincuencia común, en muchos de los casos, con fachadas de disidentes.

Aunque se ha presentado una disminución en el número de denuncias por el delito de extorsión, la práctica de este, sobre todo en época de pandemia, sigue siendo una preocupación para las autoridades, pues hay un subregistro que indica que mucha gente no denuncia y termina siendo víctima y accediendo a las pretensiones de los actores criminales.

Según el Censo Delictivo de la Fiscalía, dentro del periodo 1 de enero y 1 de diciembre del 2020, el delito de extorsión en todo el territorio nacional presenta una reducción del 25%, teniendo en cuenta que durante 2020 se crearon 4.861 noticias criminales (denuncias), frente a 6.464 en 2019, en lo corrido de 2021, el número descendió, pero ante la incapacidad de la víctima de colocar en conocimiento de las autoridades la situación de manera formal; esto no quiere decir que los casos disminuyeron, por el contrario, aumentaron y de forma considerable.

En la cárcel todo vale

“En las cárceles todo vale; los derechos de los internos son un negocio para una cantidad de funcionarios del Inpec, y no basta con ponerles bloqueadores de señal, de todas maneras van a entrar los equipos porque el que pague puede entrar lo que quiera”, explicó una fuente judicial.

Algunos expertos advierten que las ganancias para los presos involucrados en ese delito pueden llegar a los $2.000 millones, al año.

“Para recibir el dinero de las extorsiones, los delincuentes suelen usar empresas de giros. Les piden a los extorsionados que envíen el dinero a través de estas agencias a nombre de determinadas personas, que luego se presentan a recoger el dinero con cédulas falsas”, le dijo a LA NACIÓN el teniente David Alexander Escobar Tovar, subcomandante del Gaula de la Policía.

Huila, el ‘paraíso’ para las llamadas extorsivas 10 17 junio, 2021

Radiografía regional

El departamento del Huila no es ajeno a esta práctica ilícita que cada vez toma más fuerza; las autoridades se encuentran preocupadas ante el incremento acelerado de este tipo de llamadas extorsivas, que en su mayoría, provienen de la cárcel; a su vez, el no denunciar, agudiza esta práctica ilícita que deja al descubierto la capacidad de dominio que tiene el delincuente sobre la víctima. A la fecha, van 70 denuncias, cinco más que el año anterior, con 65 registros judiciales.

Para nadie es un secreto que el gremio de los comerciantes y trabajadores del campo, suelen ser los más afectados, y no es para menos, pues debido a sus actividades económicas, son el atractivo de delincuentes al acecho, que en su mayoría están privados de la libertad y aun así siguen delinquiendo.

“Lo que ha sucedido es que varios grupos delincuenciales llaman a ciudadanos al azar, especialmente a comerciantes, y se hacen pasar por miembros de organizaciones al margen de la ley como las disidencias, integrantes de la Columna Móvil ‘Dagoberto Ramos’, de la ‘Teófilo Forero’, el Clan del Golfo y hasta del Eln que ya no existe. Están utilizando como excusa los mismos grafitis que han aparecido a nivel nacional, hacen exigencias que el ciudadano de a pie no sabe dónde conseguirlas como armamento, material de intendencia y hasta medicamentos, para que finalmente logre acceder de forma monetaria y así depositar un dinero”, dijo el teniente Escobar.

“Pese a la disminución en cifras del delito, ocurre también que hay varias personas que no denuncian, muchas veces por temor, pues puede existir de por medio una amenaza o incluso porque los extorsionistas se pueden hacer pasar por miembros de las disidencias. Pero es bueno que la gente sepa que en esta parte del departamento, especialmente en el occidente, en los municipios como La Plata, La Argentina, Paicol, Tesalia, Nátaga, son integrantes de grupos delincuenciales que no pertenecen a las disidencias, pero que sí buscan incautos para hacerlos caer en sus trampas”, explicó, por su parte, el mayor Ricardo Calderón, comandante grupo Gaula Militar.

Huila, el ‘paraíso’ para las llamadas extorsivas 11 17 junio, 2021

Un delito que se propaga

En el territorio huilense, según las autoridades, la modalidad que más toma fuerza es la llamada carcelaria, con un incremento sin freno, principalmente en la zona occidental del departamento, seguidamente ‘tío-tía’, la ciberextorsión que tomó auge en la capital opita y finalmente una poco usual pero que ya incursionó en la región y es mediante la modalidad de panfletos de grupos al margen de la ley.

Según cifras entregadas por las autoridades, los municipios que tienen mayor afectación son: Neiva, Pitalito, Garzón y Acevedo. En cuanto al tema del occidente del Huila, especialmente en el municipio de La Plata, en cifras solo hay un caso registrado, y no es porque no se presenten situaciones, simplemente es por la resistencia a denunciar de forma oficial.

Son las mismas autoridades que han manifestado la preocupación ante la crítica situación que en este municipio se vive, pues al parecer delincuentes del común, mediante llamadas telefónicas, realizan un pliegue de peticiones o exigencias económicas a diferentes ciudadanos a cambio de no atentar contra la vida propia o de sus familiares, o no terminar como la familia Quintero Quintero.

“Lo sucedido en La Plata es una novedad especial, el delincuente vive al tanto de lo que acontece en cada región, y donde ocurren los hechos de violencia son los sitios donde con mayor facilidad se puede evidenciar esta práctica delictiva. Lo que ha venido pasando, es que los delincuentes están llamando a nombre de un grupo subversivo, a determinadas personas, a quienes les solicitan dinero a cambio de no asesinarlos como ocurrió con el padre e hijos en la vereda La Esmeralda; es decir, delincuentes del común se atribuyen ese hecho, haciéndose pasar por disidentes, para ganar terreno, generar miedo y lograr las pretensiones; la gente con miedo a lo ocurrido, a la masacre que sucedió en zona rural de La Plata, accede, a veces no denuncia, o si lo hace no es de forma oficial, y por consiguiente allí tenemos un tema especial, pues es importante recalcarle una vez a los ciudadanos, que ningún grupo disidente lo va a llamar a exigirle dinero, la modalidad de extorsión de estos sujetos es otra, muy distinta a la empleada por quienes se encuentran privados de la libertad, que en un 99%, son los responsables de dicha acción en la región”, precisó el subcomandante del Gaula de la Policía.

La mayoría de llamadas que incluso tocan al Huila, vienen realizadas desde cárceles en Valledupar, Boyacá y Tolima.

 

Panfletos

LA NACIÓN conoció de forma exclusiva, que en el Huila existen cuatro reportes de víctimas mediante la modalidad de panfleto. Es este tipo de acción delictiva, que sí está dirigida desde un grupo al margen de la ley, que se encarga de hacer llegar de forma escrita a determinada persona, cierto tipo de exigencia, acordando una hora, lugar y forma de entrega; los municipios donde ocurrieron estos eventos fueron: La Plata con 2 casos, Nátaga 1 caso, Íquira 1 caso; de los mencionados solo uno resultó siendo víctima, que accedió a la entrega de la exigencia económica, los tres restantes colocaron en conocimiento de las autoridades la situación. El grupo encargado de esta extorsión es la Columna Móvil ‘Dagoberto Ramos’. En lo que va corrido del año, según fuentes oficiales, esta red de delincuentes ha dejado de recibir un aproximado de $46 millones, producto de las exigencias que finalmente no logran concretar.

Finalmente, tanto el Mayor Calderón como el teniente Escobar, recalcaron la importancia de denunciar y no caer en el juego de esta red delictiva: “Tanto la línea 165 del Gaula Policía como la línea 147 del Gaula Militar, están habilitadas para recibir denuncias sobre este delito, invitamos a la ciudadana a comunicarse si está siendo víctima de algún tipo de intimidación. Cuando reciban llamadas de este tipo, de carácter extorsivo, es fundamental que verifiquen cuando se trata de supuestos familiares que los tiene capturados la Policía, o que están accidentados, que llamen para verificar si en verdad están pasando por una situación de estas, no seguirles el juego, manejar la calma, informar a las autoridades, no dejarse intimidar. Hay que tener claro que por teléfono a nadie le pueden hacer nada, estos sujetos tienen una capacidad de dominio y de control impresionante, y es ahí donde el ciudadano debe estar informado y no ser presa fácil de estos actores criminales que tanto daño le hacen y le siguen haciendo a la sociedad”.

Huila, el ‘paraíso’ para las llamadas extorsivas 12 17 junio, 2021