La Nación
Jesús Oviedo, un ejemplo de vida 1 27 septiembre, 2022
COLUMNISTAS OPINIÓN

Jesús Oviedo, un ejemplo de vida

A pocos días que el grupo empresarial JOM cumpla 40 años de creación, el reconocimiento para uno de los empresarios más exitosos que ha tenido la región: Jesús Oviedo Pérez.

Seguramente mi fuerte admiración impida ser objetivo en esta columna. Pero sus huellas están ahí: Passport, Koe, Chocolate Tolimax, Fundación Escuela Tecnológica FET, Espacio y Mercadeo, Editora Surcolombiana, Proalpan, La Taza.

A Jesús Oviedo, propios y extraños le reconocen desde sus inicios, hasta ahora en el cenit de su vida, su gran capacidad para visionar los negocios, ponerlos en marcha y conducirlos al éxito, pero algo que en especial destacamos es su autenticidad y don de gente. Nunca se ha prevalido de sus éxitos y su fortuna para dejar de ser “un buen señor”, amigo de los amigos, afable en el trato con los desconocidos, siempre atento a brindar un consejo y preocupado por el devenir del departamento.

Como todos los grandes empresarios, sabe que los negocios perfectos no existen y siempre está latente el riesgo de no acertar, pero en su ejemplo de vida el secreto está en la disciplina y la perseverancia, nunca darse por vencido. Los fracasos no son impedimento para seguir adelante. Es un motivador permanente y por eso siempre reitera que la clave del éxito es una actitud mental positiva que la ha convertido en un principio de su filosofía empresarial, como lo plasmó en su libro “El Poder de lo Esencial”.

En mi último café, con “Chucho” como afectuosamente permite que lo llame, le pregunté sobre el ofrecimiento que muchos neivanos le han venido haciendo, como una fórmula para salvar a nuestra ciudad capital del terrible fracaso de la actual administración, por su ineptitud, incompetencia, ambición desmedida traducida en corrupción, que nos dejará en el peor de los escenarios al borde de su inviabilidad, y el siempre cauto y prudente sin referirse al causante de este desastre, me dejó ver que en sus planes no está someterse a un proceso electoral donde se conjugan tantas pasiones, resumidas en odios y amores, que al final pueden terminar desdibujando su gran aporte al mundo de los negocios y la sociedad.