La Nación
ACTUALIDAD

“Medidas del Gobierno han sido inequitativas”

“Medidas del Gobierno han sido inequitativas” 1 27 mayo, 2020

El senador del Polo Democrático, Alexander López Maya, habla con LA NACIÓN sobre las medidas económicas del Gobierno Nacional frente a esta pandemia. Dice que ha sido “tardías e inequitativas”. Propone que el subsidio a las nóminas se otorgue sin intermediarios.

 

¿Qué opinión tiene de las medidas económicas que ha tomado el Gobierno Nacional para mitigar la crisis?

Son medidas tardías e inequitativas. Los decretos expedidos en el marco de la pandemia sólo demuestran que el Gobierno Nacional sigue haciendo regalos al sector financiero y las más grandes empresas. Por ejemplo, el artículo 4 del Decreto 444 del 2020 “establece operaciones de apoyo de liquidez transitoria al sector financiero”, lo que se materializó en un regalo a la banca privada con utilidades por medio billón de pesos anuales durante varios años. A esto se suma la ineficacia en los mecanismos de acceso a recursos por parte de las micro, pequeñas y medianas empresas más necesitadas. Otro ejemplo es lo que ha pasado con el nuevo ‘Agroingreso’, llamado ‘Agroproduce’, del cual, la Contraloría develó que los recursos se los llevan empresas con activos superiores a cinco mil salarios mínimos y se quedan en las grandes ciudades. Lo anterior son ejemplos de como el Gobierno de Iván Duque no ha adoptado medidas adecuadas para la gente más necesitada.

 

¿Qué propone para la reactivación económica del país?

Se debe hacer una reactivación económica que respete los derechos fundamentales, que mire el campo, a los más necesitados, que tenga en cuenta la evolución de la pandemia de manera georreferenciada. Entre las medidas a adoptar proponemos: subsidio directo a la nómina a las micro, pequeñas y medianas empresas, sin intermediarios; el Gobierno Nacional debe aceptar la solicitud de las micro, pequeñas y medianas empresas de subsidiar el 70% del costo total de su nómina, que equivale a $8,8 billones, el 0,8% del PIB; priorizar los intereses de la salud pública por encima de los intereses económicos de unos pocos; la formalización laboral con contratos de trabajo para todos los trabajadores; y un diálogo social real: equilibrio entre el conocimiento y la política, que las decisiones de Gobierno escuchen a los trabajadores y expertos.

 

¿Cree que se está haciendo lo suficiente en materia de salud?

No, hay deficiencia a nivel laboral, de insumos, de protección y de regionalización con enfoque diferencial. A nivel laboral, el sector salud tiene 673.000 trabajadores, solamente 24% con contrato de trabajo, y uno de cada cinco trabajadores de la salud tiene retraso en sus pagos. No hay condiciones para prestar un trabajo digno. El personal de salud se está contagiando porque las ARL no están entregando los elementos de bioseguridad, El 5.3% de los contagios por covid-19 corresponde a personal de salud. A nivel de regionalización, tenemos un Pacífico y Amazonas abandonados totalmente, no se está enfocando territorialmente los recursos, hay municipios de 6ta categoría que ya tienen contagiados, no tienen pruebas covid, no tienen camas UCI, no tienen ventiladores y la respuesta es tardía.

 

Pero, ¿No le ve algún acierto a las medidas tomadas frente a la pandemia?

No, como he dicho, las medidas que ha tomado el presidente Duque son tardías e inequitativas, que desconocen el territorio, desconocen el enfoque de género y diferencial. Desconocen la realidad de los municipios y regiones más pobres. Un ejemplo claro de esto es el riesgo alto en el que se encuentran los colombianos de perder su trabajo, aproximadamente 9.965.041 de ocupados en el país se encuentran en riesgo alto de perder su trabajo, tenemos 1.6 millones de personas que ya no están ocupados y el gobierno no hace nada.

 

¿Cómo se imagina a Colombia en la pospandemia?

Yo veo una Colombia resiliente y un Gobierno indolente. La resiliente es un pueblo berraco, luchador, que no se rinde, un pueblo humilde que con las uñas ha buscado mantenerse vivo y salir adelante pese al abandono estatal. Veo un pueblo al que la crisis y la indolencia gubernamental los ha marcado desde siempre, pero a pesar de eso cree en seguir luchando, en el rebusque, en salir adelante, personas que ponen el corazón y el alma por su gente. Este es el caso del personal de salud, de los informales, de los microempresarios, de los policías y militares, los domiciliarios, los transportadores, los trabajadores de servicios públicos, los trabajadores portuarios; es el caso de las personas que día a día salen a trabajar por un mínimo a pesar del riesgo en la salud. Esta es la Colombia que tiene el derecho de ser protagonista en la pospandemia, quienes necesitan ser el foco de una nueva política económica y social. Por otro lado, veo un Gobierno indolente que, si no piensa en cambiar sus políticas económicas y de intervención social, tendrá que enfrentar una crisis de salud, alimentaria y económica para la cual no estamos preparados. Lastimosamente, tuvo que pasar una situación como la pandemia para entender que se necesita transformar el modelo económico y de salud que ha sido el causante de esta tendencia de precariedad estructural.

 

¿Volveremos a ser los mismos?

Creo que seremos más conscientes, más humanos; esta ha sido una situación que nos ha medido como sujetos miembros de una colectividad, ha sido tiempo de pensar en el otro, en que nos necesitamos y nos debemos apoyar, creo que nos ha enseñado a ser menos indolentes y más sensibles a que la unidad y el servicio son las herramientas necearías para salir adelante. No seremos los mismos, seremos más unidos y valientes, pero necesitamos que el Gobierno reaccione inmediatamente, para que no nos cuesten vidas y mendicidad ese cambio social.

 

¿Qué debe cambiar en el Congreso de la República?

El Congreso tiene una gran misión y es hacer contrapeso a las medidas desproporcionales del Gobierno a través del control político y la presentación de proyectos claros y que ayuden a mitigar los efectos negativos de la pandemia. Lastimosamente la adaptación a un modelo efectivo mediante las sesiones virtuales ha sido lento y temeroso, pero desde los canales políticos, judiciales, mediáticos, seguiremos luchando por el respeto a nuestra Colombia más necesitada.

 

¿Qué proyectos tiene en mente?

Colombia nos necesita y nosotros no paramos, iremos de la mano de 50 senadores con la “Propuesta Económica: el Estado como garante de la vida digna de la población y el sostenimiento de la economía”, volveremos a presentar el Proyecto de Acto Legislativo para los derechos del campesinado, seguiremos proponiendo cambios económicos que apoyen al ciudadano más humilde.

 

 

Comenta!