La Nación
Pekerman no regresará 1 21 enero, 2021
COLUMNISTAS OPINIÓN

Pekerman no regresará

Jorge Fernando Perdomo

 

Después de la decepcionante presentación de la selección Colombia en los partidos contra Uruguay y Ecuador, el país en forma mayoritaria exige la salida del Director Técnico Carlos Queiroz, cuyo futbol nunca enamoró y a quien se responsabiliza del fracaso.

Muchos aficionados y prensa deportiva especializada, con contadas excepciones de aquellos a quienes no les rindió pleitesía, reclaman el regreso del entrenador más exitoso en los últimos años con nuestra tricolor, José Néstor Pekerman, quien había llegado bajo la presidencia de Luis Bedoya, con quien tenía una excelente relación personal y una fluida conversación a pesar de la interferencia de su representante Pascual Lezcano. La comunicación era más personal que institucional y así se construyó la época más dorada del futbol colombiano.

Pero una vez asumió la presidencia de la federación Ramon Jesurum, esa relación que debe existir entre las partes se deterioró a tal grado que fui testigo en una reunión en Medellín, donde el profe le notificó al Presidente que en lo sucesivo debía entenderse con Lezcano. Desconozco cuál fue la razón de esa ruptura, pero lo único evidente era que en esa relación lo trataba con desdén.

Terminado el mundial de Rusia, Pekerman estuvo pendiente de reunirse con la cabeza de la federación para negociar la continuidad del contrato, pero Jesurum, le dio las vueltas y eludió reiteradamente el encuentro para finalmente notificarlos de la decisión que toda Colombia lamentó.

Jesurum sacó a Pekerman a pesar de los éxitos y Pekerman no regresará; Jesurum trajo a Queiroz quien se debe ir, pues ha fracasado y ha puesto en cuestión el prestigio del futbol colombiano. O sea que Jesurum es el responsable del fracaso del equipo colombiano poniendo en riesgo la clasificación al mundial de Qatar y aun no da la cara pues las arcas de la federación están en estado deficitario, después de haber pagado la multa que le impuso la Superintendencia de Industria y Comercio por la reventa de la boletería por 16 mil millones, el haber tenido que salir al salvamento de los clubes profesionales en esta época de pandemia, como para pensar en sacar varios millones de dólares de la indemnización del cuerpo técnico.

Pero quién se plantará en el seno del comité ejecutivo de la Federación para la toma de las medidas necesarias, cuando allí anida el aspid venenoso de la adulación con personajes intocados y existe un pacto no escrito de coexistencia tolerante entre los poderes que ha permitido a una de las partes surcar sin grandes complicaciones el enorme pantano de la corrupción con el que mantienen la gobernabilidad.