La Nación
“Quien entró a la casa a matar a mi mamá era Aldemar” 1 8 febrero, 2023

“Quien entró a la casa a matar a mi mamá era Aldemar”

La Fiscalía acusó a Aldemar Álvarez Romero de ser el presunto responsable de la muerte violenta de su exnovia, Luz Erlita Bravo Córdoba, en zona rural del municipio de Isnos. La víctima fue amarrada de pies y manos y ultimada a puñaladas. Un hijo de la mujer es el testigo clave contra el presunto homicida. “Me di cuenta de quién era… reconocí a esa persona por su voz…”, dijo a las autoridades el testigo.

 

Rafael Rodríguez C.

rafael@lanacion.com.co

 

A juicio fue llamado Aldemar Álvarez Romero, por su presunta responsabilidad en el asesinato de Luz Erlita Bravo Córdoba, su exnovia, en el municipio de Isnos.

La acusación contra el hombre fue hecha por la Fiscalía 24 Seccional de la Unidad de Vida en Pitalito ante el Juzgado Penal del Circuito con Funciones de Conocimiento.

Un hijo de la mujer, fue la pieza clave de las autoridades para identificar al hombre, quien junto con dos personas más irrumpieron en la casa de la mujer y la asesinaron en la noche del 28 de julio de 2021 en la finca Las Cruces, en la vereda Las Delicias de la Capital Panelera del Huila. “Cuando me habló me di cuenta de quién era, de su cercanía con don Aldemar, reconocí a esa persona por su voz…”, reveló el hijo de Luz Erlita a las autoridades.

La mujer, de 43 años de edad y dedicada a las labores agrícolas en su finca, fue encontrada sin vida en el suelo de su habitación al costado derecho de su cama, las manos estaban amarradas a su espalda con un cordón de color azul y una manguera plástica, los pies también fueron amarrados con un cordón café y anaranjado. “Tenía una bufanda con un nudo al cuello”, señalaron las autoridades.

En desarrollo de la inspección del cadáver, los peritos establecieron que presentaba cinco heridas abiertas en la en el omóplato, una herida abierta en la parte izquierda del cuello y una herida abierta al costado izquierdo del pecho.

 

“Quien entró a la casa a matar a mi mamá era Aldemar” 7 8 febrero, 2023
Luz Erlita Bravo Córdoba.

Encapuchados y con armas de fuego

Luz Erlita Bravo y su hijo se encontraba solos en la vivienda descansando luego de una larga jornada de trabajo en un cultivo de café que tenía en la vereda Bajo Mondeya. “Llegamos las cinco de la tarde a la casa, ya que durante todo el día estuvimos abonando una cafetera…”, recordó el allegado de la víctima.

La mujer, a pesar de estar cansada del trabajo en el cultivo de café, se dirigió a la vivienda de su papá como todos los días a realizarla la cena. “Se fue para la casa de mi abuelo Gerardo, el cual está un poco enfermo, fue hacerle la comida, ya que él vive cerca de nosotros”, señaló el joven.

Tres horas después, Luz Erlita regresó a su vivienda y junto a su hijo se quedaron en la sala descansando. “A eso de los ocho de la noche llegó a la casa, nos quedamos en la sala y la puerta de ingreso quedó abierta”, relató el testigo.

Sostuvo que pasaron cinco minutos cuando fueron sorprendidos por personas con la cara cubierta y portando armas de fuego, quienes entraron a la vivienda por la puerta principal. “Ingresaron a la casa tres personas, tenían pasamontañas, guantes en sus manos y armas de fuego tipo revólver”.

Los sujetos con las armas intimidaron a la mujer y su hijo, los insultaron y gritan que dónde estaba la plata que tenían en la casa. “Nos intimidan con las armas y nos dicen en diferentes ocasiones que la plata”, señaló el joven.

La mujer en medio de la angustia y la zozobra no solo clamó porque no les hicieran daño, sino que les dijo que no tenían plata. “Les dijimos que revisaran la casa, que nosotros no teníamos plata…”, indicó el testigo.

De inmediato, uno de los intrusos que llevó al joven a su habitación fue identificado por él, quien se quedó callado para evitar que lo mataran. “Me llevó hasta mi habitación en la parte trasera de la casa, y fue cuando me habló que me di cuenta de quién se trataba, era allegado a don Aldemar, reconocí a esa persona por su voz, pero hice que no lo había reconocido para que no me hiciera daño”, dijo el joven a los investigadores.

 

“La encontré sin vida”

El hombre le decía al joven que colaborara. “Me amarró los brazos y pies con ropa de mi madre, me amarró un trapo en la boca para que no dijera nada”.

El joven, en medio de las amenazas en su habitación por parte del delincuente, escuchaba a su mamá quejarse en otra habitación de la casa. “Yo escuchaba como unas voces bajas y a veces mi mamá se quejaba, ya que estaba en su habitación con las otras dos personas…”.

Una hora después de la retención, las amenazas e insultos, las voces y presencia de los delincuentes desaparecieron de la casa, por lo que el joven se desató los pies y fue en busca de su mamá. “Me di cuenta que no estaba, como pude me desamarre de los pies y la venda que tenía en la cara, todo estaba totalmente oscuro, llamaba a mi madre, pero nadie respondía”, manifestó el joven.

Agregó que cuando ingresó a la habitación de su mamá y prendió el bombillo ante la oscuridad que había, la encontró en el suelo, sin vida. “Fui hasta su habitación, prendí el bombillo, y fue cuando observé a mi señora madre en el suelo, al lado de la cama, boca abajo, con los brazos amarrados por la parte de atrás, ya estaba sin signos vitales”.

De inmediato salió de la casa en busca de ayuda donde un vecino que llamó a la Policía que acudió al lugar de los hechos.

 

Sospechó de Aldemar

“Quien entró a la casa a matar a mi mamá era Aldemar” 8 8 febrero, 2023
Aldemar Álvarez Romero.

El joven no dudo un instante en señalar que la persona que habría ingresado a la casa y causado la muerte a su mamá era Aldemar.

“Mi madre tuvo una relación sentimental con Aldemar la cual duró unos meses. Tengo mucha sospecha que quien entró a la casa a matar a mi mamá era Aldemar…”, sostuvo el joven.

Agregó que su mamá le fío una motocicleta al hombre “él no se la quiso pagar”, también le prestó 1.700 mil pesos “pero Aldemar decía que no tenía plata”.

Una amiga de Luz Erlita manifestó a las autoridades que la mujer le había comentado que el hombre era muy celoso. “Le revisaba el celular y en ocasiones le formaba problemas…”, dijo la testigo a los investigadores.

Señaló que la víctima le había comentado de una intimidación que recibió por parte del hombre. “Ella me comentó que durante el tiempo que estuvieron viviendo juntos en su casa, en una noche Aldemar la había amenazado con una pistola, diciéndole que la iba a matar. Qué era una persona muy celosa y posesiva, que no se aguantaba que ella saludara a nadie porque le ponía problemas”.

 

A la cárcel

La Fiscalía 24 Seccional de la Unidad de Vida en Pitalito, con los testimonios y pruebas documentales en mano, solicitó Juzgado Único Promiscuo de Isnos con Funciones de Garantías la orden de captura por el delito de homicidio contra Aldemar Álvarez Romero.

La orden fue expedida por el juzgado y hecha efectiva el pasado jueves 12 de mayo a las 5:40 de la tarde en la vereda San Rafael en el municipio de Saladoblanco donde fue sorprendido Álvarez Romero por los investigadores de la Sijin.

El hombre, fue capturado y puesto a órdenes del fiscal que lo llevó a las audiencias preliminares donde le imputó el delito de homicidio.

Mientras que el juez de garantías avaló la captura y lo cobijó con medida de aseguramiento en centro carcelario.