La Nación
ALDETALLE

Se avivan las protestas en contra del abuso policial

Se avivan las protestas en contra del abuso policial 2 20 septiembre, 2020

La ola de protestas que se desató en Colombia tras el mortal caso de abuso policial registrado en Bogotá, se extendió a más de una decena de ciudades en el país. En Neiva cientos de manifestantes protagonizaron enfrentamientos con el Esmad el día de ayer.

Temadeldía@lanación.com.co

Neiva se sumó a la nueva oleada de protestas que se desató en Colombia después de un claro caso de abuso policial que resultó mortal.

Cientos de estudiantes se reunieron a las 4 de la tarde de ayer frente a la Universidad Surcolombiana, para alzar su voz de rechazo por los hechos ocurridos en la madrugada del miércoles en medio de un caso de brutalidad policial que terminó con la vida del abogado Javier Ordóñez en Bogotá.

En el lugar de la protesta en Neiva, una motocicleta de tránsito municipal fue incinerada por los manifestantes, quienes también incendiaron diversos objetos como llantas y palos sobre la Avenida 26 y en la parte baja del intercambiador de la Usco, impidiendo por más de dos horas el paso vehicular.

Se avivan las protestas en contra del abuso policial 3 20 septiembre, 2020

Posteriormente, los manifestantes iniciaron un recorrido hasta el CAI del barrio Cándido Leguízamo donde empezó una confrontación con dos tanquetas del Esmad de la Policía, quienes dispararon gases lacrimógenos y chorros de agua a la multitud.

Minutos más tarde, los jóvenes se replegaron hasta las inmediaciones de la Universidad Surcolombiana donde continuaron los disturbios con la presencia de cerca de 30 uniformados del Esmad, que con gases lacrimógenos obligaron a la multitud a resguardarse en el interior del centro de estudios.

Al caer la noche la Personería de Neiva y la Defensoría del Pueblo establecieron un corredor humanitario para salvaguardar la integridad de los estudiantes y demás manifestantes, en su salida del Alma Máter.

La directora de la Oficina de Paz de Neiva, Smith Duarte Cano, quien también hizo presencia en el lugar de las confrontaciones, denunció amenazas en su contra por parte de uniformados de la Policía.

La funcionaria aseguró que un uniformado la agredió verbalmente dos veces, por lo cual identificará al policía para interponer las respectivas denuncias. “En un claro hecho de estigma y discriminación, dice (un policía) que la Alcaldía cree mi show, pero que la Policía no cree”, denunció la funcionaria.

En Colombia creció la tensión

En la capital del país cientos de manifestantes salieron a las calles por segunda noche consecutiva para continuar con las protestas en medio de actos de violencia en los que al menos 10 personas han muerto y más de 200 han resultado heridas.

Cerca de 300 manifestantes se reunieron de nuevo en la tarde de ayer frente a la estación policial de Villa Luz, donde uniformados llevaron al abogado Javier Ordóñez, antes de su muerte en una clínica. Las protestas y disturbios nuevamente se extendieron a varias localidades de la ciudad.

En medio de los disturbios de los dos últimos días, 56 instalaciones policiales han sido atacadas, dijo el director encargado de la Policía Nacional, general Gustavo Moreno.

La alcaldesa de Bogotá, Claudia López, acusó a la policía de utilizar indiscriminadamente sus armas de fuego en medio de las protestas y pidió al presidente Iván Duque prohibir el uso de armamento durante las manifestaciones.

“Lo que ocurrió ayer (el miércoles) fue un ataque indiscriminado, desproporcionado, absolutamente injustificado por parte de algunos miembros de la Policía contra los ciudadanos de Bogotá, en particular contra jóvenes de nuestra ciudad”, aseguró la mandataria.

Protestas en diversas ciudades

La ira por la brutalidad policial contra Javier Ordóñez también se extendió hasta Armenia, Barranquilla, Cali, Cúcuta, Ibagué, Medellín, Santa Marta, Tunja, entre otras ciudades, donde se registraron protestas y en algunas, desmanes.

Y es que, para la tarde de ayer jueves, varias de las principales ciudades del país convocaron movilizaciones en contra de los abusos policiales y las masacres registradas en los últimos meses.

Ante los hechos ocurridos en diversas regiones del país en la noche del miércoles y las nuevas protestas de ayer, el presidente Iván Duque hizo un llamado a la calma tras la muerte del abogado Javier Ordóñez, a manos de dos policías que lo sometieron con brutalidad en un caso de abuso policial.

“Quiero hacer un llamado a la calma y a la serenidad, pero al mismo tiempo a la confianza en las instituciones independientes de nuestro Estado de derecho para que sean las autoridades… las que establezcan estas circunstancias”, dijo Duque en su primer pronunciamiento sobre lo ocurrido en Bogotá y otras ciudades del país.

En un acto en la Casa de Nariño, sede del Ejecutivo, el jefe de Estado remarcó que “el llamado a la calma y la serenidad no es un llamado a la indiferencia, es un llamado a que todos tengamos la confianza, pero al mismo tiempo hacerle hincapié a las autoridades para que nos transmitan resultados”.

Reacciones ante ola de indignación

El día de ayer, muy temprano, el expresidente Álvaro Uribe Vélez se pronunció sobre los hechos de violencia que se presentaron en las protestas del miércoles en la noche y que dejaron diez muertos y varios heridos en Bogotá.

Uribe escribió en su cuenta de Twitter: “Nobel anticipa la violencia; candidato la incendia; alcaldesa, siempre tan reclamante, se declara incapaz de garantizar el orden. La autoridad firme garantiza el orden, evita el vandalismo y la brutalidad de algún policía. (Mi detención no suspende mi preocupación por Colombia)”.

Entre tanto, el senador Gustavo Petro se convirtió en tendencia en las redes sociales luego de haber recibido duras críticas por los mensajes difundidos en su Twitter, sobre los hechos de violencia ocurridos en Bogotá y otras ciudades.

El congresista y líder de Colombia Humana se mostró de acuerdo con las manifestaciones ciudadanas y empezó a publicar varios mensajes en sus cuentas personales.

“La gente ha salido a los barrios a rodear los CAI para protestar contra la violencia y el asesinato policial. Se pensó que la pandemia dormiría al pueblo, hoy se ha reiniciado el movimiento popular”, indicó Petro.

Diversos congresistas huilenses también se han pronunciado frente a las protestas registradas en el país en los últimos dos días.

Para el representante a la Cámara por el Huila, Jaime Felipe Lozada, nada justifica el vandalismo. “Rechazamos categóricamente el asesinato de (Javier Ordoñez), los culpables deben ser investigados y juzgados sin contemplación alguna por la justicia ordinaria, pero salir a destrozar todo lo que se encuentre en el camino no es la solución. Seguimos insistiendo en la que Policía Nacional debe emprender campañas de acercamiento con la población y hacer un esfuerzo mayor en la formación, capacitación y educación de sus uniformados”, opinó el congresista.

En la misma línea se refirió la senadora Esperanza Andrade, al indicar que “los agentes que sometieron, agredieron y atacaron a Javier Ordóñez deben responder disciplinaria y penalmente por su muerte; y la ciudadanía tiene derecho a indignarse y protestar, pero no responder violencia con más violencia”.

es_COEspañol de Colombia
es_COEspañol de Colombia