La Nación
“Tenemos que rechazar la violencia de donde venga 1 5 agosto, 2021
ALDETALLE

“Tenemos que rechazar la violencia de donde venga

Este fue el principal mensaje del presidente Iván Duque en la instalación de la última legislatura del Congreso de la República 2018-2022. La pandemia y la reactivación económica fueron los temas que marcaron el discurso del mandatario durante el acto protocolario, en el que la oposición expuso una bandera de Colombia al revés, en símbolo de protesta contra el Gobierno.

Lucía Sánchez

Temadeldía@lanación.com.co

En medio de un contexto atípico debido a las manifestaciones masivas que fueron convocadas en el país, el día de ayer el presidente Iván Duque instaló la última legislatura del Congreso de la República 2018-2022 en el Salón Elíptico del Capitolio Nacional, en Bogotá.

La pandemia y la reactivación económica fueron los temas que marcaron el discurso del mandatario, en el que también se refirió al paro nacional, respaldó a la Fuerza Pública y la ‘primera línea’ de la salud, e invitó a la unidad y la reconciliación. El Jefe de Estado además hizo un balance de los logros durante los tres años que lleva de Gobierno y trazó la hoja de ruta para lo que resta de su presidencia.

La intervención del mandatario empezó con un reconocimiento al personal de la salud de todo el territorio nacional. “A esos héroes y heroínas también los celebramos hoy y les decimos: gracias, ¡gracias por ser la primera línea de la vida!”, expresó Duque.

Asimismo, dedicó un minuto de silencio para recordar a todas las víctimas de la pandemia y también a aquellas que han fallecido a causa de la violencia. Recordó al ministro de Defensa, Carlos Holmes Trujillo y al senador Eduardo Enríquez Maya quienes perdieron la batalla contra el COVID-19. “En estos tiempos, los colombianos hemos tenido que afrontar todo tipo de adversidades personales y colectivas. Nadie ha escapado al dolor de perder a un ser querido, y todos hemos tenido que tomar decisiones en medio de la incertidumbre. Todos hemos sido víctimas de las consecuencias de una catástrofe global que dejó ciudades desoladas, cerró fronteras, interrumpió planes de vida y alteró nuestra cotidianidad de formas que eran impensables”, manifestó el mandatario.

Respecto a la reactivación económica, el presidente Iván Duque afirmó que, si bien la pandemia desnudó grandes inequidades sociales, su compromiso está enfocado en la recuperación de cuatro millones de empleos y el crecimiento económico del país. Recordó las líneas generales contenidas en el proyecto de Reforma Tributaria que fue radicada ayer mismo ante el Congreso de la República, la cual busca recaudar más de $15 billones.

Enfatizó que este proyecto de ‘Ley de Inversión Social’ es una apuesta por extender el programa Ingreso Solidario hasta diciembre del 2022, crear nuevos empleos para los jóvenes, asimismo, ampliar el subsidio mínimo de trabajadores formales hasta diciembre de 2021 y hacer del programa Matrícula Cero una política de Estado.

Además de las reflexiones sobre la pandemia y la reactivación económica, Duque también se refirió a las manifestaciones que se vienen presentando en el país, “los bloqueos no son cortes de ruta; son cortes de vida, no hacen valer ningún derecho, solo hacen valer la ambición de los agitadores que se quieren beneficiar del caos”, afirmó.  “Debemos rechazar la violencia venga de donde venga. Nuestra Fuerza Pública está sujeta a los más altos estándares en materia de derechos humanos y, por eso, al tiempo, la respaldamos, la fortalecemos y le exigimos”, agregó el mandatario.

Finalizando su discurso, el Jefe de Estado invitó a los congresistas a “vacunarse en contra del odio” y a “rechazar el camino de la mentira y el de la calumnia frívola”. Reiteró que le daba un “sí” a la protesta pacífica, pero enfatizó su rechazo a los actos de violencia en medio de las manifestaciones en el país.

Igualmente, el presidente dejó un mensaje de cara a las elecciones del próximo año. “Cuando nos volvamos a encontrar, el próximo 20 de julio, la ciudadanía habrá tomado una decisión sobre el futuro. Con humildad, invito a Colombia a escoger el camino del trabajo, el de decir la verdad, aunque sea dura, el de apostar por el talento de las mujeres y hombres en esta tierra maravillosa y el de ser responsables con las generaciones que vienen. Los invito también a rechazar el camino de la mentira, el de la calumnia frívola; digámosle no a los promotores del odio, evitemos el camino fácil para obtener placeres momentáneos, que dejan cicatrices eternas”, expresó.

Mensaje de la oposición

La ciudadanía, sin embargo, no fue la única que levantó su voz para expresar inconformidad con el Gobierno el día de ayer, pues, la oposición de manera simbólica, se alzó en contra del Ejecutivo dentro del Salón Elíptico y expuso una larga bandera de Colombia al revés en forma de protesta.

Y es que los senadores y representantes de la bancada de oposición llevaron varios elementos para una manifestación en la instalación de la nueva legislatura, entre estos agua sucia y cascos de protección. Congresistas como Feliciano Valencia, Julián Gallo y Luis Alberto Albán fueron algunos de quienes expusieron la tricolor al revés, tal y como se ha venido utilizando en los últimos dos meses por parte de los sectores manifestantes, en contra del derramamiento de sangre en el marco del paro nacional.

En contraste, los partidos de gobierno llevaron carteles que decían “Respeto mis símbolos patrios”, campaña que promueven para rechazar a quienes exhiben el pabellón nacional con el rojo en la parte superior.

Lo cierto, es que el acto simbólico de la oposición generó una ola de rechazo de parte de varios congresistas, como la senadora del Centro Democrático Paloma Valencia, quien cuestionó a los senadores de la oposición porque “mientras el presidente Iván Duque rechaza los bloqueos; dice que los bloqueos no son cortes de vías, son cortes de vidas, el Congreso aplaude y la izquierda mira indiferente. Está claro que a Colombia hoy enfrenta una decisión entre trabajo o paro”, escribió en su cuenta de Twitter.

En este ambiente, la intervención de la oposición fue realizada por congresistas de la Alianza Verde, Colombia Humana y el partido Comunes. Los senadores Antonio Sanguino y Pablo Catatumbo, junto a la representante María José Pizarro, fueron los encargados del discurso.

En primera medida, los congresistas de oposición expresaron su descontento, porque el presidente Duque salió del recinto a otros actos del Día de la Independencia y no escuchó su intervención.

Aun así, los legisladores expresaron un contundente mensaje. “Este Congreso instala su última legislatura en medio de enormes desafíos derivados del estallido social. El Presidente, sus funcionarios y sus bancadas aliadas, pretenden esquivarlo con reformas cosméticas que no atienden de fondo al grito de indignación de las ciudadanías”, aseveró el senador Antonio Sanguino.

De esta manera, el Congreso empezó su último año de sesiones ordinarias, en el que no solo tendrá que debatir la Reforma Tributaria, sino también iniciativas que respondan a los reclamos sociales que se viven en el país. También es prioridad la ley antivandalismo, según ha indicado el Gobierno.

El día de ayer el ministro de Defensa, Diego Molano, radicó ante el Congreso, dos proyectos de ley que buscan la transformación en la Policía Nacional. Se trata del Proyecto de Ley Estatuto de Carrera y Profesionalización, y Proyecto de Ley Estatuto Disciplinario Policial, radicados con el propósito de mejorar la calidad del servicio que presta la Policía Nacional de cara a las demandas ciudadanas.