La Nación
El amplio espectro de la seguridad 1 19 abril, 2024
COLUMNISTAS OPINIÓN

El amplio espectro de la seguridad

Cuando nos enfocamos a hablar de algún tema es necesario acudir a quien conoce del mismo y consultar personas ilustradas en cada materia. Mucha gente se atreve a dar sus conceptos “académicos” alrededor del mismo; encontrándolo amplio y ambiguo, pues cada uno le quiere colocar apellido según la valoración y orientación que le quiera dar al concepto.

Un grupo de veteranos de la fuerza pública tuvimos la oportunidad de participar en la construcción del plan de desarrollo del departamento del Huila, en donde se evidencia sobre diagnosticado el problema; esperamos sean tenidas en cuenta las propuestas.

La seguridad no es una cuestión de ideología, no es de derecha o de izquierda, es un presupuesto de la convivencia pacífica y del ejercicio de los derechos ciudadanos. Sin seguridad no hay Estado de derecho, tampoco un régimen político basado en la libertad y la justicia. La seguridad es un bien público, un derecho y la razón fundamental de la existencia del Estado. Por lo tanto, es importante abordarla de manera pragmática y colaborativa, centrándose en soluciones efectivas y basadas en evidencia, en lugar de en posturas políticas o ideológicas.

Y para aterrizar un poco el tema debemos empezar por diferenciar conceptos tales como seguridad ciudadana y seguridad nacional.

La primera busca la protección a las personas contra el delito y la inseguridad. La convivencia ciudadana pretende garantizar que la vida en comunidad se desarrolle, en un ambiente de solidaridad, armonía, prosperidad y respeto a la dignidad humana. Los actores involucrados en el tema son el ministerio del interior, Policía Nacional, los gobiernos autónomos descentralizados, municipios, demás instituciones del estado, sociedad civil, entre otros.

La segunda se refiere a las medidas y políticas implementadas por un país para proteger su territorio, población, recursos y valores fundamentales de amenazas internas y externas. Estas amenazas pueden incluir ataques militares, terrorismo, delincuencia organizada, ciberataques, desastres naturales, dicho de otro modo. La seguridad nacional implica una variedad de esfuerzos, que van desde la defensa militar hasta la ciberseguridad, la inteligencia, la diplomacia y la cooperación internacional. Es fundamental para la estabilidad y el bienestar de una nación, y suele ser una prioridad para los gobiernos e instituciones hablar de seguridad multidimensional, pero si no manejamos el tema difícilmente se puede abordar.

Lo preocupante del caso es que se pone el problema en manos de personas que no son idóneas en el manejo de la seguridad y no pasa solo en el departamento, ha venido sucediendo desde el 7 de agosto de 1991 en Colombia, donde fue nombrado el primer ministro de defensa de naturaleza civil, el Doctor Rafael Pardo Rueda, desde la época ¿Se politizó la seguridad?

Señores gobernantes; centren su atención en el tema rodeándose de tecnócratas y quien mejor que los veteranos de la Fuerza pública. ¡Palabra de espartano!