La Nación
ECONOMÍA

El drama de los informales durante el confinamiento

El drama de los informales durante el confinamiento 1 9 agosto, 2020

El Gobierno Nacional anunció ayudas para tres millones de trabajadores informales. El total de colombianos que no podrán laborar durante los próximos días asciende a más de 14 millones de personas.   

 

La ‘carreta’ en la que Aida Murcia vende frutas, permanece en el patio trasero de su casa desde hace una semana. La comerciante informal de Neiva debió salir de las calles por orden de la Administración Municipal, que intenta frenar la propagación del covid-19.

El vehículo artesanal ha hecho las veces de su oficina en los sectores más concurridos de la ciudad, pero ante la llegada de la pandemia, necesariamente debió confinarlo.  La mujer de 44 años de edad, ha estado en la informalidad durante toda su vida y desde hace algún tiempo se convirtió en una de las voceras de este sector en la capital del Huila.

Según cuenta, antes de que el Gobierno Nacional limitara la libre movilidad, ya la Alcaldía les había prometido ayudas durante la emergencia sanitaria, eso les llenó de esperanza porque el sustento que llevan a sus casas proviene de las ganancias diarias, sin embargo, hasta ayer el apoyo no había llegado.

“Estamos muy mal, nosotros vivimos del día a día, si nos fían o compramos una mercancía, trabajamos duro y con las ganancias mantenemos la familia. Ahora tengo mucha tristeza en mi corazón porque yo sé de personas que necesitan urgente un plato de comida y no lo tienen”, lamentó.

La preocupación de Aída Murcia es también el reflejo de los que laboran en quioscos, casetas, puerta a puerta, en sitios descubiertos en la calle, mototaxistas, y demás, que aún no saben cómo garantizarán el mínimo vital para sus hogares durante los próximos días. “La Alcaldía nos dijo que nos iban a dar un mercado para mitigar todo lo que está pasando, pero ya no creo en nada. Con lo del Presidente Iván Duque, hasta no ver…. A mí me envían audios por whatsapp preguntando si siempre nos van a ayudar, todos están desesperados, pero yo no sé si nos puedan auxiliar”, sostuvo.

En efecto, la Alcaldía realizó el censó el miércoles 18 por medio de la Secretaría de Gobierno, y según se pudo conocer, actualmente están recolectando donaciones en especie o dinero, aunque no hay establecida una fecha para la entrega. Entre tanto, tras la expedición del Decreto 457 del presente año, el Presidente Iván Duque también anunció apoyos económicos exclusivamente para 3 millones de familias colombianas que, como Aída, están en la informalidad.

Dijo el Jefe de Estado que serán $160.000 para cada hogar que no esté cubierto por los programas de beneficio social del Gobierno. Aunque un estudio realizado por la Universidad del Rosario y la Universidad EIA de Medellín, reveló que en total de esta población es muchísimo superior.

Son 14.769.623 (66,3% de los ocupados), quienes no podrán laborar hasta el próximo 13 de abril, cuando finaliza la cuarentena.

Explica el documento que “el grupo de trabajadores con mayor vulnerabilidad en este episodio de salud pública, en particular, es el conjunto de trabajadores informales (13 millones de personas), con reducida protección económica ante una incapacidad y bajo nivel de generación de ingresos, así como trabajadores formales que no pueden desempeñar su actividad a través del teletrabajo, y por tanto afrontan un mayor riesgo de contagio de la enfermedad”.  Además de no acceder al teletrabajo, adolecen de mecanismos de aseguramiento en caso de incapacidad por contagio de la enfermedad, señala.

Lo inquietante para Neiva, es que registra un nivel de informalidad por encima de la media nacional. De acuerdo con el Departamento Administrativo Nacional de Estadística Dane, durante el trimestre noviembre 2019 a enero de 2020 la proporción para la capital del Huila fue del 54,9%.  Mientras el  total para las 23 ciudades y áreas metropolitanas fue 47,7%.  En tanto que en las 13 ciudades y áreas metropolitanas fue 46,6%.

Desde la alcaldía no se han conocido nuevas medidas para favorecer a este grupo de población. Es de recordar que el Decreto 457 del presente año limita la libre movilidad de manera preventiva y es de obligatorio cumplimiento, en el marco de las acciones para hacerle frente a la pandemia. Los informales, en este caso, no podrán asistir a sus lugares de trabajo, las calles.