La Nación
Sectores productivos comienzan a afectarse por la prolongada sequía 1 18 abril, 2024
Sin categoría TEMA DEL DÍA

Sectores productivos comienzan a afectarse por la prolongada sequía

Las altas temperaturas asociadas al Fenómeno de El Niño, anunciado desde principios de año por el Ideam, comienzan a afectar sectores productivos del departamento como la agricultura y la ganadería. El sector ganadero prevé que la producción de leche se disminuirá cerca de un 30%. El departamento a través una mesa técnica coordina acciones en respuesta a este fenómeno que se puede prolongar hasta el primer trimestre del próximo año.

 

Hernán Galindo

temadeldia@lanacion.com.co

 

Una seria preocupación tiene las autoridades en el Huila, por las altas temperaturas de los últimos tiempos, como consecuencia del fenómeno del niño, que han comenzado a generar una serie de afectaciones en el sector agropecuario.

Entidades como la CAM han lanzado advertencias sobre la incidencia de los incendios forestales y las altas temperaturas que de paso disminuyen el caudal de los ríos y quebradas causando sequía. Un caso puntual es el reportado en el último informe de la Oficina de Gestión del Riesgo de desastres adscrita a la Secretaría de Gobierno que advierte del desabastecimiento de agua potable en el municipio de Tesalia, por disminución en los caudales de las quebradas el Bombón y las Ventas, lo que obligó a las autoridades municipales a realizar un racionamiento en el servicio de agua potable.

Ya se han pronunciado los piscicultores que toman medidas para salvaguardar su producción, hay preocupación sobre la disminución de la cosecha cafetera y otros productos de la cadena agrícola. En esta oportunidad LA NACION, consultó al gremio ganadero que comienza a vivir las consecuencias de la sequía en especial en los municipios de la zona norte que de paso son los que más ganado y leche producen en el Huila.

Los ganaderos se ven afectados por la falta de agua que incide sobre la cadena alimentaria del ganado, lo que los obliga a buscar alternativas, comentó la directora ejecutiva del Comité de Ganaderos del Huila, Luceni Muñoz Bermeo.

“El sector ganadero del Huila sufre las consecuencias de la sequía causada por el fenómeno del Niño, que afecta principalmente a la zona norte. La falta de lluvias reduce la calidad y cantidad de las pasturas, lo que impacta negativamente en la producción de leche y carne”, dijo la dirigente gremial.

Así mismo indicó que el Huila tiene cerca de 470 mil cabezas de ganado en 16.000 predios, dedicados al doble propósito. La mayoría de los ganaderos son pequeños productores que dependen de la ordeña.

El Huila está produciendo cerca de 390 mil litros día y cuando se empieza a agudizar el fenómeno de El Niño, la producción de leche disminuye entre el 20% y el 30%, “lo que significa unos 120 mil litros menos por día. Esto afecta el ingreso y el flujo de caja de los ganaderos, que además deben aumentar sus costos para suplementar la alimentación de los animales con residuos de cosechas o tortas de palmiche, maíz o arroz”, agregó.

Para el sector que orienta, está claro que el objetivo es mantener la condición corporal de los animales, especialmente las vacas lecheras, aunque no se pueda mantener el mismo nivel de producción.

Los municipios productores

Luceni Muñoz destacó igualmente que en los 37 municipios del Huila hay producción ganadera con mayor cantidad de ganado en los 15 municipios del norte del departamento, que como es lógico resulta el más afectado por la sequía.

“La ganadería del Huila se ve afectada por la sequía provocada por el fenómeno de El Niño, que se ha agudizado en el 2023. La zona norte es la más perjudicada, mientras que la zona sur, occidente y oriente tienen un régimen de lluvias más favorable. El Huila tiene ganadería en sus 37 municipios, pero el mayor censo bovino está en la zona norte y centro. La mayoría de los ganaderos se dedican al doble propósito de leche y carne”, explicó la líder gremial.

Y añadió que la sequía reduce la producción de leche y la condición corporal de los animales, lo que afecta el ingreso de los ganaderos. “Los ganaderos esperan que llueva a finales de septiembre y que en octubre se normalice el régimen de lluvias. En los últimos años, el Huila no había sufrido una sequía tan fuerte como la del 2011-2012” sumó.

Finalmente expresó el deseo para que las lluvias de fin de año, caigan en el volumen que van  a necesitar; “ lo que pasa es que si bien en  algunos momentos hay lluvias, no es la cantidad de lluvia que necesitamos para que se nos alcancen a recuperar las pasturas  y se nos alcancen a recuperar los animales; confiamos  en que en octubre realmente sea la época de la lluvia con un régimen importante para que nuestros productores empiecen también a estabilizar su sistema productivo”, concluyó.

Sectores productivos comienzan a afectarse por la prolongada sequía 7 18 abril, 2024
: En el Huila todas las acciones para enfrentar el fenómeno de El Niño se coordinan a través de una mesa temática.

Mesa técnica de urgencia

Son varias las entidades que se articulan para atender la emergencia generada por el “Fenómeno de El Niño”. El Ideam traza las acciones a emprender con base en los pronósticos y en el caso del departamento, las acciones se articulan a través de una mesa técnica.

La más reciente reunión se llevó a cabo ayer en coordinación de la Secretaría de Gobierno del departamento. Sobre la misma y las acciones de cara a atender a los diferentes frentes se refirió el secretario de Agricultura y Minería del departamento, Dilberto Trujillo.

“Estamos muy atentos a la situación; de hecho hemos citado en varias ocasiones la mesa agroclimática departamental donde tuvimos la oportunidad de compartir con los señores del Ideam,  para que ellos nos dijeran cuál era el camino en acciones que deberíamos tomar para evitar afectaciones graves y los efectos de cambio climático de El Niño”, sostuvo.

Y continúo: “aquí hemos venido trabajando con  el Comité Departamental de Bomberos,  con la Secretaría de  Gobierno departamental, y allí  se detalló la inversión que el gobierno departamental viene realizando para dotar a los cuerpos de bomberos del departamento,  inclusive  se habló de comprar drones para monitorear, en el propósito de apoyar la lucha contra los incendios forestales, que son los que más afectan el medioambiente y de paso la producción agropecuaria”.

Sobre el tema puntual de la ganadería, indicó: “hasta el momento no tenemos reporte de mortalidad de animales en el departamento del Huila;  creo que a pesar de la disminución tan fuerte en la lluvia, todavía hay comida en algunas partes del departamento o ha existido la  posibilidad de comprar al Ministerio de Agricultura silos para los ganaderos de algunos municipios; hasta el momento no hay afectaciones graves en términos de mortalidad de animales”.

Dilberto Trujillo se refirió a otros sectores como la caficultura: “la cosecha cafetera se afecta por el exceso de lluvia o por exceso de verano que es lo que nos ha ocurrido. Llevábamos tres años de lluvia, eso afecta la cosecha cafetera del segundo semestre que justamente es la que estamos recogiendo y seguramente este verano va a afectar la cosecha del primer semestre del año entrante por falta de floración o por llenado de granos; lo que toca determinar es el porcentaje de afectación que puede haber. Esperamos que no sea tan grande porque el café es fundamental para la economía del departamento”.

En el caso de la piscicultura manifestó que “nosotros hicimos un llamado por los bajos niveles de agua en el embalse de Betania; hemos llamado al Ministerio de Agricultura para que nos ayude con la operadora del embalse porque si seguimos bajando, seguramente, vamos a tener graves problemas; hasta el momento no hemos tenido llamados de emergencia por mortandad de peces en Betania, como tampoco en los lagos en tierra que tiene el departamento”, comentó.

El funcionario sostuvo que desde el Ideam les han advertido que el fenómeno de El Niño va a ir hasta el primer trimestre del año entrante.

“Ya llevamos un altísimo porcentaje de manifestación y desarrollo de este fenómeno en este año y el grave problema, es que va a conectar con la temporada seca de comienzos de año, de enero febrero y marzo, es decir, las lluvias volverán en el mes de abril, como siempre ha sido, y por eso seguimos haciendo un llamado a todos los productores para que estén atentos en el caso de los ganaderos que acumulen y almacenen comida para el ganado”, puntualizó el titular de la cartera agropecuaria.