La Nación
Un emprendimiento que huele a chocolate y sabe a Huila, Kakaówa 2 15 junio, 2024
LA NACIÓN +

Un emprendimiento que huele a chocolate y sabe a Huila, Kakaówa

Emprender no es sencillo, es una tarea constante pero que da sus frutos. Kakaówa se cataloga como una empresa artesana del chocolate que le apuesta a la transformación del cacao netamente del Huila y le aporta a la economía del departamento.

 

Dai Trujillo

periodistadigital@lanacion.com.co

 

Además de ser cafetero, el territorio opita también es cacaotero; según la Secretaría de Agricultura, en el departamento hay cerca de 7.000 familias dedicadas al cultivo del cacao, un número grande que motiva a la transformación de este fruto.

Cocinándose a fuego lento y con muchas expectativas viene Kakaówa, un emprendimiento con sello local que le apuesta a la transformación del cacao huilense, sacando los mejores atributos de este por medio del chocolate artesanal.

El proceso: de cacao a Kakaówa

Sin pensarlo, el emprendimiento comenzó bajo una óptica universitaria mientras su creador, Felipe Hernández, culminaba sus estudios en Diseño Industrial; el objetivo inicial del proyecto, era agregarle valor al producto local; sin embargo, todo se fue entretejiendo, pues la familia de Felipe se ha dedicado toda su vida, al cultivo del cacao.

En el joven universitario siempre estuvo la idea de que ese cacao no tenía que irse así no más del Huila, sino que podría existir un proceso de transformación en el que se resaltaran las deliciosas particularidades del cacao opita y se vendieran tanto a propios como turistas, pequeñas partes del territorio convertidas en bombones o chocolatinas.

“Mi familia viene de tradición realizando el cultivo del cacao aquí en el Huila, tenemos productores de cacao que están en El Pital, Rivera y en La Plata. Toda mi familia, por tradición, ha sido cacaotera. Desde ahí comenzamos a pensarnos, cómo podemos darle valor agregado a esos productos que ellos cultivan en sus territorios”, comenta Felipe.

Poco a poco el emprendimiento fue tomando color de hormiga, pero por el chocolate, pues fue creciendo paulatinamente. Sus inicios fueron en la casa, con un estudiante universitario que no sabía nada de chocolatería, pero que tenía todas las ganas de aprender. Como el objetivo de Kakaówa es recibir el cacao en fruto y entregarlo en bombones, pues la compra de indumentaria y máquinas se hizo imprescindible. Los ahorros y el apoyo de la familia, fueron valiosos para arrancar en el fantástico mundo de la chocolatería.

“Me interesó desde la universidad todo ese proceso de darle valor a los alimentos que se producen aquí en la región y bueno, desde la universidad empecé a enfocarme a ver como podía desde el diseño, desde mi profesión, generar ese valor en los productos que se cultivan aquí en el Huila”, narra el emprendedor.

Un emprendimiento que huele a chocolate y sabe a Huila, Kakaówa 8 15 junio, 2024

Cacao al 100%

Kakaówa nace desde el ensayo y error, apenas con los conocimientos básicos y sin cursos de chocolatería, Felipe le apostó al empirismo, con el que pudo identificar los mejores sabores que combinan con el chocolate, cuáles son las mezclas más acertadas para resaltar la huilensidad y lo logró; el emprendimiento combina el chocolate con sabores típicos del departamento como la cholupa, el café, la mistela y hasta las mismas achiras, por ende, Felipe asevera qué “lo que buscamos también es trabajar con toda esa riqueza que se produce en la región”.

La variedad de combinaciones, productos y sabores, han hecho que poco a poco, Kakaówa crezca, a tal punto de que el emprendimiento que empezó en casa de manera amateur, hoy se ha expandido al municipio vecino, Rivera, y proyecta puestos de empleo para apoyar a madres cabeza de familia de la zona. Lo anterior, según afirma el emprendedor ha sido gracias al apoyo local, a que la comunidad se preocupa cada vez más por consumir los productos de la región y por darlos a conocer.

Probar los productos de este emprendimiento es toda una experiencia, pues la mayoría de bombones son pintados a mano, parecen pequeñas galaxias con aromas exquisitos, las chocolatinas o barras de chocolate rellenas con formas originales como mazorca, hacen que cada mordisco valga la pena, sobre todo porque es cacao del Huila y el objetivo primordial es apoyar la economía de un departamento que se ha visto altamente afectada. ¡No se le olvide, hay que comprar local y apoyar a los emprendedores de la zona!