La Nación
Violencia contra líderes sociales no da tregua 2 5 agosto, 2021
ALDETALLE

Violencia contra líderes sociales no da tregua

Un nuevo atentado contra un integrante de la Mesa Departamental de Víctimas se registró en el Huila. Esta vez, el blanco del ataque fue Miguel Rojas Cerón, líder de Pitalito, quien por fortuna resultó ileso. El delegado de dicha plataforma social en el ‘Valle de Laboyos’, afirmó que disidencias de las Farc, al mando de alias ‘El Paisa’, estarían detrás de estos hechos de violencia.

Lucía Sánchez

Temadeldía@lanación.com.co

En solo ocho días se han registrado dos atentados contra integrantes de la Mesa Departamental de Víctimas en Huila, situación que tiene contra las cuerdas a los líderes sociales que hacen parte de esta plataforma social, a favor de la población más afectada por el conflicto armado en el territorio huilense.

El más reciente ataque se presentó en la noche del martes en Pitalito, en momentos en que el representante municipal de víctimas, Miguel Rojas Cerón, ingresaba a su vivienda en compañía de un equipo de seguridad personal, cuando se escucharon múltiples detonaciones que impactaron el vehículo en el que se transportaba el líder social, quien por fortuna resultó ileso.

Miguel Rojas Cerón es un reconocido líder social aceveduno de 51 años de edad, quien durante gran parte de su vida ha vivido en el ‘Valle de Laboyos’, donde se ha dedicado a liderar distintos procesos en diferentes organizaciones, entre estas, la Asociación Surcolombiana de Desplazados Internos de Pitalito, de la cual es representante legal.

Este hecho de violencia que ha generado múltiples voces de rechazo se suma al atentado acaecido hace 8 días en Neiva contra Derly Pastrana Yara, coordinadora de la Mesa Departamental de Víctimas, quien actualmente permanece en una Unidad de Cuidados Intensivos del Hospital Universitario ‘Hernando Moncaleano Perdomo’ luchando por su vida.

El atentado

Los hechos en los que se trató de afectar la integridad del también vicepresidente de Acción Comunal, sucedieron en el barrio Altos del Magdalena de la ciudad de Pitalito. El departamento de Policía Huila informó que este reciente atentado dirigido en contra del además integrante del Consejo Territorial de Planeación, ocurrió siendo las 6:30 de la noche del día 22 de junio.

“El líder social manifestó, que luego de estacionar el vehículo asignado por la Unidad Nacional de Protección- UNP en la parte externa de su residencia, e ingresar a la misma, escucha las detonaciones”, indicó el reporte de las autoridades.

Según manifestó comunidad del sector, un hombre que se movilizaba en una motocicleta fue quien perpetró el ataque.

Esta versión fue confirmada por el líder social Miguel Rojas Cerón quien narró a LA NACIÓN el momento del hecho. “Llegué a mi casa sobre las 6 de la tarde con mi esquema de seguridad, mi esposa me abrió la puerta, estábamos entrando cuando iba pasando una motocicleta y escuchamos disparos”.

Violencia contra líderes sociales no da tregua 8 5 agosto, 2021

El Departamento de Policía Huila dio a conocer que la seccional de investigación criminal e inteligencia policial se encuentran verificando cámaras de seguridad y realizando entrevistas en el sector, con el fin de identificar al presunto responsable de este hecho. Igualmente, el CTI de la Fiscalía, efectúa la inspección del lugar de los hechos y recepcionará la respectiva denuncia por parte de la víctima.

“Soy delegado de la Mesa Departamental de Víctimas en Pitalito, representante legal de la Asociación Surcolombiana de Desplazados Internos también de este municipio… trabajo especialmente con víctimas del conflicto armado; mi labor como líder social empezó porque fui víctima de desplazamiento cuando me encontraba viviendo en Putumayo hace muchos años, desde entonces supe que debía ayudar a las víctimas”, destacó Rojas Cerón sobre su labor.

Las amenazas

El reconocido líder social manifestó que el año pasado debió abandonar el municipio de Pitalito durante cuatro meses debido a múltiples amenazas en su contra. Una vez regresó al ‘Valle de Laboyos’ para retomar sus labores le fue asignado un esquema de seguridad, pero las intimidaciones no cesaron.

“El año pasado recibí múltiples amenazas, me tuve que ir de Pitalito, regresé en enero, desde ese mes me suministraron un esquema de seguridad que me acompaña ahora, está integrado por dos personas y un vehículo convencional (no blindado). Sin embargo, las amenazas no se han ido y ahora este hecho me genera más temor”, dijo.

Rojas Cerón, además, señaló que, junto a otros líderes sociales en el departamento, vienen siendo intimidados por panfletos. “Lo que ocurrió, este atentado, tiene que relación con mi labor como líder social, porque mi nombre aparece en unos panfletos que han circulado en el departamento, en los cuales mencionan a la mayoría de integrantes de la Mesa Departamental de Víctimas”.

El líder social afirmó que alias ‘El Paisa’ estaría detrás de estos atentados contra integrantes de la Mesa Departamental de Víctimas. “Dicen que estos hechos de violencia contra nosotros son de parte de disidencias de las Farc, de alias El Paisa, el año pasado me hicieron amenazas directamente, las personas que me abordaron se hicieron pasar por integrantes de ese grupo”.

Esta hipótesis viene tomando fuerza; que El Paisa fue quien dio la orden de asesinar a Derly Pastrana y Miguel Rojas, víctimas de las Farc e integrantes de la Federación Colombiana de Víctimas de este grupo, a raíz de sus denuncias ante la JEP en temas como secuestro y reclutamiento.

El llamado

Pese a este atentado en su contra, Miguel Rojas Cerón expresó que por el momento descarta volver a irse del municipio de Pitalito. “Me da temor por mí vida, mi familia y el resto de compañeros líderes y lideresas, pero por qué razón uno tiene que abandonar los procesos que lidera y toda una vida desarrollada, para empezar de cero, es difícil. Voy a esperar qué medidas toma la institucionalidad para ver si puedo seguir o me toca irme, pero el problema es que no hay para dónde, lo que tengo está acá en Pitalito”, lamentó.

También hizo un llamado al Gobierno Nacional para que garantice los esquemas de seguridad, pues dio a conocer que recientemente fue informado mediante una resolución, que le iban a suspender la protección personal, por lo cual debió presentar un recurso de reposición.

“El 15 de junio él presentó ante la UNP un recurso de reposición contra le resolución 3727 del 2021, mediante el cual solicita la continuidad de su esquema de seguridad”, confirmó el personero de Pitalito, Hernando Reyes.

Finalmente, Rojas Cerón expresó que los líderes sociales del Huila “vienen siendo objetivo militar. Quiero hacer un llamado al Gobierno Nacional porque le ha descargado la seguridad de todos los líderes a los territorios. Uno se lava las manos con el otro, mientras no siguen asesinando y callando”, reclamó.

Frente a este complejo panorama se refirió William Calderón Vargas, coordinador de la Red Nacional de Iniciativas Ciudadanas por la Paz y contra la Guerra, Redepaz, para los departamentos del Huila y Caquetá.

“En nuestra organización estamos muy aterrados por la situación que vienen padeciendo los líderes y lideresas de población víctima del conflicto armado en el Huila. Se han registrado dos atentados este mes, estos hechos aunados a otros casos de población víctima que cuenta con esquemas de protección, evidencian que hay una ofensiva en contra de los defensores y defensoras de derechos humanos en el departamento”, afirmó Calderón Vargas.

El coordinador de Redepaz dijo que el Huila tiene registradas alrededor de 106.000 víctimas, de las cuales 56.000 están en la ciudad de Neiva, “cuyos voceros pretenden ser silenciados por los enemigos de la paz, cómo quedaría esa población víctima inerme. Estamos haciendo unas exigencias a los gobiernos de Pitalito, Neiva y Huila, para que incrementen la protección efectiva y real de la vida y la dignidad humana de los líderes y lideresas. Ya logramos que el alcalde de Neiva realizara un encuentro extraordinario del consejo municipal de paz, para tocar el tema del atentado contra la coordinadora de la Mesa Departamental de Víctimas, aspiramos que el Gobierno Departamental haga también lo pertinente y convoque de manera extraordinaria el consejo de paz, porque es necesario hacer un análisis de la inminencia de atentados y amenazas contra estos líderes”, concluyó Calderón Vargas.

Crudo panorama

Según el más reciente informe de la Defensoría del Pueblo, son preocupantes las conductas vulneratorias contra los líderes sociales y defensores de derechos humanos en Colombia, entre el 1 de enero al 31 de marzo de 2021.

Esta entidad asegura que en ese período se registraron 34 homicidios a líderes sociales, 9 desplazamientos forzados, 4 casos de extorsión y 2 atentados, entre otras conductas.

Reveló, que el 55% de los homicidios presentados en el primer trimestre se concentraron en 4 departamentos: Antioquia (23%), Valle del Cauca (11,7%), Nariño (11,7%) y Chocó (8,8%).

Entre tanto, según el Instituto de Estudios para el Desarrollo y la Paz, Indepaz, en lo corrido de este año en Huila han sido asesinados cuatro líderes sociales en la siguiente cronología: el 30 de enero fue ultimado en San Agustín el líder comunal Arcenio Quinayás Ruiz; el 4 de mayo fue acribillado en Algeciras Álvaro Farid Rodríguez, líder cívico; y el 9 del mismo mes fueron asesinados dos líderes en Aipe: Jorge Emilio Ramírez Vanegas (comunal) y Aldinever Cruz Guaraca (campesino).

De acuerdo con Indepaz, en el último año 15 líderes sociales, comunitarios y comunales, estaban bajo amenaza en el departamento del Huila; los municipios con mayor afectación son Algeciras, Gigante, Agrado y Neiva. Igualmente 10 líderes fueron asesinados en lo corrido del 2020.