La Nación
“Estamos construyendo paz en medio del conflicto” 1 29 noviembre, 2021
ACTUALIDAD

“Estamos construyendo paz en medio del conflicto”

En Neiva, el director de la Unidad de Investigación y Acusación de la Jurisdicción Especial para la Paz, Giovanni Álvarez Santoyo, entregó un balance del papel que viene realizando en el Huila este órgano de la JEP. Reveló que, por amenazas, en el país han tramitado más de 1.200 solicitudes de protección de víctimas, testigos y comparecientes, lo cual “dificulta la participación de las personas en los procesos”.

Lucía Sánchez

Temadeldía@lanación.com.co

El director de la Unidad de Investigación y Acusación de la Jurisdicción Especial para la Paz, Giovanni Álvarez Santoyo, se reunió ayer en Neiva con asociaciones de víctimas del conflicto armado en el Huila, quienes se aprestan en los próximos meses a presentar informes ante la JEP. Durante el conversatorio realizado en la Universidad Surcolombiana en el que también participaron autoridades académicas, el director de la Unidad les explicó a los asistentes, entre otros temas, el funcionamiento de este órgano de la JEP y los demás aspectos relacionados con la justicia restaurativa.

En diálogo con LA NACIÓN, Álvarez Santoyo entregó un balance del papel que viene realizando en el Huila la Unidad de Investigación y Acusación (UIA) adscrita a la Jurisdicción Especial para la Paz. Afirmó que en este proceso lo más complejo es que “desafortunadamente estamos construyendo paz en medio del conflicto”, pues por amenazas, la JEP ha tramitado la solicitud de protección de más de 1.200 víctimas, testigos y comparecientes, tanto de la Fuerza Pública, miembros de las extintas Farc y civiles, desde que inició el mecanismo de justicia transicional.

El director de la UIA aseguró que la JEP continúa trabajando en los procesos de los casos de secuestros y ejecuciones extrajudiciales, así que se espera que próximamente se conozcan decisiones.

Director, ¿Qué lo trae de visita a Neiva por estos días?

Hay dos razones por las cuales nos encontramos estos días en la ciudad de Neiva. Primero, estamos haciendo un trabajo con las asociaciones de víctimas, dando a conocer cuál es la función que tiene la Jurisdicción Especial para la Paz y la Unidad de Investigación y Acusación (UIA) dentro de la misma. Adicionalmente, venimos desarrollando un proceso de relacionamiento con las demás entidades del Estado colombiano y la academia, para que conozcan de nuestra presencia en el territorio y la oferta institucional para la comunidad del Huila.

¿Cómo avanza el proceso para la identificación de víctimas del conflicto en el cementerio de Neiva?

En lo que tiene que ver con el cementerio de Neiva en este momento estamos apoyando un proceso que se viene adelantando en la Sección de Ausencia de Reconocimiento de Verdad, una solicitud de medidas cautelares en sitios de interés forense donde se presume que existen personas inhumadas sin identificar y que pueden estar reportadas como desaparecidas.

Nosotros ya iniciamos el proceso de trabajo en el cementerio y ahí se identificaron por parte de los expertos forenses unos lugares de interés; lo que viene ahora es el proceso de recuperación de esos cuerpos para su posterior identificación, y por supuesto, a instancias de las órdenes que emitan los magistrados de la Sección de Ausencia de Reconocimiento, proceder a la entrega de los cuerpos a sus familias.

Se conoció que en Caquetá disidencias de las Farc buscarían impedirle a la JEP exhumaciones, ¿Qué harán ante esta situación?

Tendremos que recurrir a los organismos del Estado y el Gobierno para que nos garanticen la presencia en este lugar de interés forense, de manera que se está coordinando con estos organismos para poder ingresar y desarrollar esta labor que tiene una doble función. Por supuesto es de interés judicial para la JEP, pero también es un mecanismo que vamos a desarrollar por las víctimas del conflicto. Identificar personas que están desaparecidas hace mucho tiempo y que sus familiares están esperando, es una labor importante para la sociedad colombiana. La Jurisdicción Especial para la Paz seguirá trabajando en pro de lograr rescatar, identificar y entregar a los desaparecidos en el marco del conflicto armado.

¿En el Huila a cuáles casos la Unidad de Investigación y Acusación les tiene puesta la lupa?

En el caso número uno (secuestros) que aperturó la Jurisdicción Especial para la Paz, se ha identificado que buena parte de los secuestros de las Farc ocurrieron en el Huila, ese es un tema importante dentro de la JEP, y por supuesto de interés para la comunidad huilense, porque dentro del proceso se han identificado muchos hechos que tienen que ver con secuestros de pobladores del departamento. La actividad que desarrollaba la Columna Móvil Teófilo Forero Castro de las Farc, que incluso tuvo incidencia a nivel nacional, afectó mucho al Huila.

¿En el caso de falsos positivos cómo avanzan las investigaciones?

Seguimos caminando, la Jurisdicción Especial para la Paz está mostrando avances en este caso de falsos positivos. Hay muchos hechos lamentables que ocurrieron en el país y de los cuales fue víctima el Huila en el desarrollo del conflicto armado. Aspiramos presentar resultados pronto a la comunidad del departamento, afectada por todos los actores del conflicto.

¿Cuál es el panorama de víctimas, testigos y comparecientes que participan en procesos de la JEP?

Uno pensaría que porque estamos en un proceso de justicia transicional tal vez no hubiese amenazas para los participantes, pero desafortunadamente estamos construyendo paz en medio del conflicto, por lo cual esto dificulta la comparecencia y participación de las personas en los procesos.

Tengo que reconocer que muchas víctimas, testigos e intervinientes en el proceso, incluyendo comparecientes, han sido objeto de amenazas y presiones para que no hablen ante la Jurisdicción Especial para la Paz. Es lamentable este panorama en un proceso que ofrece tantos beneficios para todos los actores del mismo.

Se han radicado más de 1.200 solicitudes de protección, pero seguiremos adelante trabajando para apoyar a todos aquellos que están participando y quieren ser parte de los procesos de la JEP. En cabeza de la Unidad de Investigación y Acusación seguiremos desarrollando esfuerzos para garantizar que las víctimas y demás intervinientes puedan comparecer de forma tranquila en los procesos, dejando claro que nosotros hemos adoptado medidas de protección respecto a muchas denuncias.

Director, ¿Las asociaciones de víctimas del conflicto cómo pueden aportar a la JEP?

Las víctimas son el centro del proceso del sistema integral de verdad, justicia, reparación y garantía de no repetición, por lo tanto, también son el centro de la Jurisdicción Especial para la Paz. Para nosotros es importante poder tener una relación y una comunicación fluida y permanente con las víctimas, porque los procesos nuestros se aperturan a partir de los informes que presentan las organizaciones de víctimas. Por supuesto, también tenemos los informes que presenta la Contraloría, la Fiscalía, la rama judicial, pero resulta fundamental que las víctimas presenten informes para que los magistrados de la Jurisdicción puedan aperturar casos.

Por esto hacemos un llamado a todas las organizaciones de víctimas del Huila a que presenten informes a la JEP, lo cual da la posibilidad de que se pueden aperturar más casos, e incluir nuevos hechos victimizantes del departamento en los macro casos que lleva la JEP. En este momento tenemos plazo hasta marzo del año entrante, para presentar más casos.

Los invitamos para que acudan a la sede de Neiva, aquí hay un fiscal, unos investigadores, pero también tenemos el componente de la Secretaría Ejecutiva, el Sistema Autónomo de Asesoría y Defensa que tiene un componente de atención y representación de víctimas, además, un espacio para acompañar a las víctimas en la construcción de los informes que necesitamos y esperamos que presenten ante la JEP.