La Nación
Pan de $300 también desaparecerá en Neiva 1 27 octubre, 2021
ECONOMÍA

Pan de $300 también desaparecerá en Neiva

La situación actual es más crítica frente al panorama que provocó la eliminación del pan de $200, aseguran panaderos en Neiva. La industria molinera de trigo en Colombia lanzó una alerta por los altos precios a nivel mundial y los aumentos en costos de importación, que impacta directamente a uno de los alimentos más consumidos en el país, como lo es el pan.

huila@lanacion.com.co

Pocos meses después de que el precio mínimo para un pan en Neiva pasara de $200 a $300, el panorama es más desalentador y empujará a las panaderías a incrementar el precio a $400 o $500 dependiendo del sector de venta. La coyuntura impactará a las familias más vulnerables cuya dieta depende esencialmente de este alimento; la situación en la industria molinera de trigo es preocupante.

Las alarmas están encendidas sobre el precio del trigo, ingrediente principal en el alimento, pero también ha habido alzas en el azúcar y huevo. “El valor de la materia prima hace que los gastos operacionales se incrementen y eso impacta en el costo de la mano de obra, porque la rentabilidad no será misma”, explicó el gerente de Proalpan Neiva, Julián Antonio Morales.

El precio en el producto final actual no logra un equilibrio con el costo de la operación productiva y por esa razón se hace necesario un aumento para el consumidor.

La alerta

Ayer la industria molinera de trigo en Colombia, agremiada en la Cámara Fedemol de la ANDI alertó mediante comunicado de prensa que se está viendo afectada por los altos precios del trigo a nivel mundial y los altos costos de importación. Fedemol contribuye a la seguridad alimentaria del país a través de la producción de harina de trigo fortificada utilizada en la elaboración de productos de panadería, pastelería, galletas y pastas.

Es casi inexistente la producción nacional de trigo en Colombia, lo que se encuentra representa solamente el 0,3%, así que debe importarse vía marítima el 99,7% del trigo que se utiliza para la producción de harina de trigo, principalmente desde Canadá y Estados Unidos, explicó el gremio.

Señaló que la cadena global de suministro de derivados del trigo, como todas las cadenas, ha venido teniendo dificultades desde marzo de 2020, como consecuencia de la pandemia generada por la COVID-19.

“Dificultades que se han hecho más críticas durante los últimos meses debido a una menor oferta disponible de trigo mundial. Las variables climáticas incidieron en la disminución de siembras, rendimientos de cosechas y producción a nivel mundial, la cosecha de Canadá por ejemplo se disminuyó en un 33% por el aumento en la temperatura, pero además hay una alta demanda de China de maíz y soja, lo que ha llevado a que otros países estén utilizando el trigo para alimentación animal”, detalló.

Las alzas

El trigo duro que se utiliza para panadería, según lo observado en la bolsa de Kansas, ha tenido un incremento aproximado del 62% en sus precios. El trigo suave que se utiliza para galletería y mezclas de panadería, según lo observado en la Bolsa de Chicago, ha tenido un incremento aproximado del 38%. Y el trigo durum que se utiliza para las pastas, según lo observado en la Bolsa de Minneapolis, ha tenido un incremento aproximado del 153%, en el periodo de junio de 2020 a agosto de 2021.

El gerente de Proalpan Neiva afirmó que no solamente se afecta a miles de familias que no podrán adquirir el producto por el valor de antes, también a la industria panificadora porque se espera una baja en la demanda.

“Hasta ahora no se ha tomado una decisión, pero es una enorme posibilidad debido al incremento que tienen las materias primas y a la falta de control del crecimiento de estos incrementos, porque hasta ahora no se ha establecido un techo”, concluyó.

Aumenta la inflación

El pan será otro de los productos que aportará a la variación positiva en el Índice de Precios al Consumidor. Vale recordar que la inflación en el año corrido para el país se ubica en 4,33%, lo cual es 2,89 puntos porcentuales superior a lo registrado en el mismo periodo del año anterior cuando se ubicaba en 1,44%.

De las 12 categorías analizadas, los mayores incrementos en los precios de bienes y servicios que consumen los colombianos se han presentado en la categoría de alimentos y bebidas no alcohólicas. En lo que va del año, estos productos en promedio han subido de precio un 12,1% frente al mismo periodo del 2020.  En medio de este contexto, Neiva se ubica por encima de la media nacional en 4,87%.