La Nación
Repudio general 1 5 agosto, 2021
EDITORIAL OPINIÓN

Repudio general

Lo del atentado terrorista contra la sede de la Brigada 30 del Ejército con sede en Cúcuta, la capital del departamento de Norte de Santander, es de una gravedad inmensa. Por un lado, representa que el terrorismo es una amenaza que sigue latente en Colombia. Y por el otro lado, refleja las enormes fallas que tiene hoy la inteligencia de los organismos de seguridad del Estado.

Desde todo punto de vista, el ataque con carro-bomba, registrado en la tarde del pasado martes, que dejó cerca de 40 heridos y que según las autoridades, habría sido obra de la guerrilla del Eln, es repudiable. Las imágenes que circularon por redes sociales y que muestran el momento exacto de una de las explosiones y la destrucción que causó en las instalaciones de la unidad militar la onda explosiva, son impactantes.

“Colombia rechaza el terrorismo, que es el enemigo de nuestro país. Redoblaremos nuestra ofensiva contra estos execrables hechos y quienes apelan al crimen enfrentarán la contundencia del Estado y la Justicia. A nuestros héroes, policías y soldados, todo el respaldo”, fue el mensaje que entregó desde la zona del atentado el presidente de la República, Iván Duque.

En efecto, el país no puede consentir el terrorismo. Y toda la sociedad colombiana debe salir a condenar esta clase de hechos y rodear a la Fuerza Pública.

Frente a estos hechos, las autoridades deben rápidamente armar las piezas de la investigación e identificar y dar con los responsables del atentado, y paralelamente, establecer qué falló y qué grietas está presentando la inteligencia militar. Un hecho de esta magnitud debió necesitar meses de planeación, coordinación y ejecución. No deja de sorprender que un carro lleno de explosivos ingrese con facilidad a una unidad militar.

DESTACADO:

“Frente a estos hechos, las autoridades deben rápidamente armar las piezas de la investigación e identificar y dar con los responsables del atentado, y paralelamente, establecer qué falló”